Un sanitario realiza test móviles de coronavirus en un puesto instalado junto al hospital Militar de Sevilla, el 24 de marzo de 2020 | EFE/JMV

Sanidad se rinde a los test masivos a la cuarta semana de cuarentena

stop

El Gobierno se centra en detectar a los asintomáticos que trabajen en sectores de actividades esenciales para iniciar el desescalaje del confinamiento

Daniel Domínguez

Un sanitario realiza test móviles de coronavirus en un puesto instalado junto al hospital Militar de Sevilla, el 24 de marzo de 2020 | EFE/JMV

Madrid, 06 de abril de 2020 (09:03 CET)

El Gobierno va a repartir un millón de test entre las comunidades autónomas para detectar a los asintomáticos que trabajen en sectores esenciales. Una medida que la Organización Mundial de la Salud (OMS) recomienda hacer "a gran escala" desde hace casi dos meses para frenar la propagación del coronavirus, que ya suma más de 1,2 milones de infectados en todo el mundo, y que el Ministerio de Sanidad ha tomado cuando ya iniciamos la cuarta semana de cuarentena.

El Ejecutivo de Pedro Sánchez ya trabaja en el desescalaje del confinamiento después de que el presidente anunciara este sábado la extensión de las medidas de distanciamiento social otras dos semanas, esto es, hasta el próximo 26 de abril. España acumula más de 130.000 casos, pero la paralización de las actividades eseciales durante dos semanas -que acabará este domingo- aumenta la preocupación sobre cómo será el impacto en la economía. 

España aún no ha concluido la primera fase del confinamiento, pero trabaja pensando ya en la segunda. Mientras la curva de contagios comienza a desdoblarse, indicando el freno de la epidemia de Covid19, la intención es evitar que las personas infectadas vuelvan pronto a la normalidad. 

Es por ello que el objetivo primordial del Gobierno antes de instaurar la nueva fase es conocer quién está contagiado. A todo ciudadano que presente síntomas leves se les realizará el test, y, a los que den positivos se les trasladará a hoteles o albergues para ser aislados, según informa este lunes La Vanguardia si los técnicos sanitarios consideran que sus domicilios no tienen las condiciones necesarias; sobre todo si viven muchas personas.

Con todo, el seguimiento de estos pacientes potenciales debe realizarse antes del 10 de abril, día previo a que finalice la primera fase del estado de alarma. 

Foco en la población inmune

Uno de los focos del desescalaje pasa por conocer qué porcentaje de la población se ha inmunizado ya al Covid-19. Según explicó la portavoz del Centro de Alertas y Emergencias Sanitarias, María José Sierra -sustituta del director, Fernando Simón, que dio positivo en coronavirus hace una semana-, los ciudadanos que se muestren más resistentes a la enfermedad serán los primeros en poder recuperar su rutina. 

Para conocer quiénes la han superado ya se realizarán estudios de seroprevalencia que se irán haciendo sobre distintos grupos poblacionales. 

También están los denominados test rápidos o serológicos, que consisten en un simple pinchazo en un dedo para obtener una muestra de sangre y conocer si se trata de población inmune. Según las estimaciones de la técnica sanitaria, unos siete millones de españoles podrían haber superado ya el coronavirus. La dificultad reside en que aún no se conoce cuál es la duración de la inmunidad del virus, lo que frena la reducción de las restricciones estipuladas


Si le ha interesado esta información, únase a nuestro canal de Telegram para recibir toda las novedades nacionales e internacionales que publicamos sobre el coronavirus: https://t.me/economiadigital_es

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad