Un colaborador de Laura Borràs, en el punto de mira por haber traficado con droga desde Holanda. Foto: EFE/SS

El colaborador de la consellera Borràs importaba droga desde Holanda

stop

El hombre de confianza de Laura Borràs fue detenido el año pasado por importar droga de diseño y billetes falsos desde los Países Bajos

Barcelona, 05 de diciembre de 2018 (11:37 CET)

Isaías Herrero, el colaborador de la consellera de Cultura de la Generalitat de Catalunya, Laura Borràs, que está en el punto de mira por haber recibido tres contratos a dedo mientras la dirigente estaba al frente  la Institució de les Letres Catalanes (ILC), entre 2013 y 2018. fue detenido en diciembre de 2017 por los Mossos de Esquadra por tráfico de drogas y falsificación de moneda.

Herrero y su socio vendían marihuana y la droga sintética obtenida desde Holanda

Como recoge el auto de procesamiento de un juzgado de Manresa, Isaías Herrero, junto a su socio Marc G.P., importaban drogas de diseño y billetes falsos de 50 euros desde Holanda a través de la deep web.

Los Mossos les acusan, tal y como avanza El Periódico, de cultivar marihuana en la casa alquilada que tenía Isaías Herrero en Vacarisses (Vallès Occidental). Presuntamente, Herrero y su socio, vendían la marihuana y las drogas sintéticas en la zona, mientras estafaban los comercios próximos con los billetes falsificados.

Durante la detención, que se llevó a cabo el pasado 18 de diciembre de 2017, la policía catalana arrestó a los dos socios, hallando en la casa la infraestructura necesaria para plantar marihuana en grandes cantidades, 24 tiestos de esa droga y ocho sobres procedentes de Holanda, Gran Bretaña y Alemania. En estos se encontró drogas sintéticas como MDMA, heroína y ketamina.

Contratos a dedo de la consellera Borràs

Isaías Herrero recibió al menos tres contratos a dedo, por valor de más de 45.000 euros, mientras Laura Borràs era directora de la Institució de les Lletres Catalanes.

Así, la gestión de la actual consellera de Cultura de la Generalitat de Catalunya de la entidad está siendo investigada por el área de delitos económicos de los Mossos de Esquadra, por orden del juzgado número 9 de Barcelona.

Entre junio del 2015 y febrero de 2017, Herrero, con formación en el ámbito de la programación, recibió tres contratos por valor de 17.650€, 11.850€ y 16.050€, respectivamente, de parte de la Institució de les Letres Catalanes.

En los tres casos, el contrato no superaba los 18.000 euros, mínimo impuesto en aquel momento para sacar un contrato a concurso público – actualmente son 15.000 euros-. De esta manera, los Mossos están investigando si la consellera de la Cultura los troceó para poder adjudicarlos sin tener que pasar por ningún trámite administrativo.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad