El Hospital Moisès Broggi prescinde sin hacer ruido de 70 trabajadores

stop

Los sindicatos señalan que se trata de plantilla estructural a la que no se le ha renovado el contrato

01 de mayo de 2014 (13:00 CET)

Los recortes en la sanidad catalana continúan. Pese a que el presupuesto asignado para el departamento que dirige Boi Ruiz es prácticamente el mismo que el del ejercicio anterior, los hospitales catalanes se ven obligados a ajustar sus plantillas una vez más. Lo hacen sin ruido y uno por uno. El último centro en anunciar un nuevo tijeretazo ha sido el Moisès de Broggi, en Sant Joan Despí (Barcelona), que prescindirá de 70 trabajadores.

El comité de empresa ha denunciado esta situación. Su máxima preocupación es que estos empleados no eran personal de apoyo, sino plantilla estructural a la que se le acababa el contrato esta primavera. Los sindicatos se muestran preocupados porque la gerencia del Consorci Sanitari Integral plantea mantener la misma actividad pero con menos profesionales. Otra posibilidad es que se contrate nuevo personal con poca experiencia para poder ofrecer salarios a la baja.

Otros recortes

Lo sucedido en el Moisès Broggi es una situación que ya se ha dado en otros centros sanitarios y que probablemente se vaya repitiendo en las próximas semanas. El departamento de Salut trabaja con el mismo presupuesto que un año antes pero con un objetivo: reducir déficit. Los primeros en dar la voz de alarma fueron el Hospital Sant Joan XIII. A este centro le ha seguido posteriormente los del Consorci Parc Salut Mar, y en especial el Hospital de l'Esperança. Posteriormente, el PSC denunció más recortes en el Hospital de Bellvitge.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad