Oriol Junqueras y Carles Puigdemont. EFE/Toni Albir/Archivo

ERC castiga al diario de Puigdemont y premia al Grupo Godó

stop

La Generalitat aumenta la publicidad institucional: el Grupo Godó fue el más beneficiado, con 5,12 millones de euros, un 30,24% más que un año antes

Barcelona, 28 de agosto de 2019 (04:55 CET)

La Generalitat disparó en 2018 la contratación de publicidad institucional en los medios del Grupo Godó (La Vanguardia, 8TV y RAC 1) hasta alcanzar los 5,12 millones de euros, un 30,24% más que en el año anterior. Pero aún es más sorprendente que, en este mismo periodo, recortó en un 44,5% la publicidad institucional a los medios de El Punt-Avui, en el que trabajó el expresidente Carles Puigdemont, hasta situarla en 1,76 millones de euros.

La publicidad institucional de la Generalitat no está en manos de su presidente, Quim Torra, sino en las del vicepresidente económico, Pere Aragonès, de ERC. Curiosamente, en el primer año de su mandato se premió a los medios del Grupo Godó, que recibieron 1,19 millones de euros más, mientras se castigó a El Punt-Avui con 1,41 millones menos, según los datos de la memoria elaborada por la Comisión Asesora de Publicidad Institucional.

Respecto a la publicidad de la Generalitat que recibieron los medios del Grupo Godó en 2018, el diario La Vanguardia (sumando el suplemento Què fem) ingresó 2,71 millones de euros, cerca de 758.000 euros más que el año anterior. El digital lavanguardia.es rozó los 380.000 euros, unos 200.000 euros más. La radio RAC 1, 1,43 millones de euros, cerca de 400.000 euros más. Solo pinchó la televisión 8TV, que se quedó con 600.000 euros, unos 157.000 menos que un año antes.

En contraste, los medios de El Punt-Avui, editado por Hermes, facturaron un 44,5% menos en concepto de publicidad institucional de la Generalitat. Su televisión (en la que trabajó Marcela Topor, esposa de Puigdemont) ingresó el año pasado poco más de 200.000 euros, precisamente la mitad de los 402.000 euros que recibió un año antes. Su digital, 166.000 euros, que suponen 88.000 menos que el año anterior. Y su rotativo, en el que trabajó el propio Puigdemont, cerca de 1,4 millones de euros, que son 1,1 millones menos.

Pocos lectores, mucha publicidad

Pese a este substancial recorte, El Punt-Avui fue el segundo diario que ingresó más en publicidad institucional, por encima de El Periódico y Ara, pese a que cuenta con menos lectores que sus rivales. Fue un castigo a medias, se le recortó el importe aunque sigue siendo el segundo rotativo con más publicidad del gobierno catalán.

El diario El Periódico (con el suplemento On Barcelona) y su edición digital, en la actualidad editados por Prensa Ibérica, ingresaron 1,12 millones de euros en 2018, un 40,97% menos que los 1,9 millones de un año antes.

Pese a su proximidad a ERC, el diario Ara y su edición digital recibieron en año pasado poco más de un millón de euros, un 35,8% menos de los 1,66 millones de euros de un año antes.

En total, en 2018, la Generalitat gastó 32,47 millones de euros en publicidad, un 5,6% más que un año antes. Los medios escritos y las televisiones recibieron menos dinero, mientras que aumentó el gasto en la publicidad que se exhibe en la vía pública, en las radios y, especialmente, en Internet.

Más dinero para los digitales

Los medios de internet pasaron de recibir el 17,67% del pastel de la publicidad institucional en 2017, con el gobierno de Puigdemont, al 24,63% en 2018, en el primer año del mandato de Torra. Precisamente, la gestión de las campañas de la Generalitat pasó entonces a manos de la vicepresidencia económica, mientras que presidencia mantuvo las subvenciones a los medios. Su importe es menor, cercano a los 9 millones de euros este año.

Por lo que se refiere a los digitales, el ranking por ingresos de publicidad de la Generalitat está encabezado por El Nacional, que dirige José Antich, con más de 408.000 euros, aunque pierde 19.000 euros respecto a un año antes; seguido de La Vanguardia, más de 379.000 euros (+212.000); Ara, 343.000 (-160.000); Público, 325.000 (+200.000, aunque este incremento se debe a la aparición de la edición catalana a finales de 2017); Nació Digital, 317.000 (+38.000); Televisió de Catalunya, 192.000 (+40.000) y El Punt-Avui, 166.000 (-88.000). Los digitales catalanes viven del dinero público.

El gesto de la Generalitat en publicidad institucional se ha incrementado año tras año desde los 10,16 millones de euros de 2010 a los 32,4 millones de 2018. Las inserciones a los medios se vehiculan a través de agencias mayoristas, a las que se adjudica el servicio por concurso, aunque resulta evidente que el gobierno catalán impone sus criterios.

Los grupos parlamentarios del PSC y de Catalunya en comú-Podem han reclamado explicaciones al gobierno de Torra sobre los criterios que se han seguido para distribuir la publicidad institucional. El diputado socialista Ferran Pedret puso énfasis en el hecho de que el año pasado se batió el récord pese a que no se aprobaron los presupuestos.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad