La Generalitat deja de pagar las cotizaciones sociales al Estado

stop

TIJERETAZO DE ARTUR MAS

Andreu Mas-Colell lee una nota con Joana Ortega y el president, Artur Mas

22 de diciembre de 2011 (16:29 CET)

El conseller de Economia i Coneixiement, Andreu Mas-Colell, ha anunciado este jueves que la Generalitat realiza “un cierre de cajas transitorio” y no paga las cotizaciones sociales al Estado. De esta forma pretende hacer frente a la crisis de liquidez que sufre el Govern catalán. “No es ninguna exageración”.

El político ha admitido, a raíz de una interpelación parlamentaria, que el impago de los 759 millones de euros por parte del Ejecutivo de español ha provocado “un choque devastador a la tesorería catalana”. A la vez, disipa las dudas sobre la necesidad real de tener que aplazar parte de la paga de Navidad de los empleados públicos de la Generalitat.

Según ha explicado el conseller, han dado el paso porque consideran prioritario “pagar a los proveedores” y evitar que todo el peso del tijeretazo a las cuentas públicas lo asuman los trabajadores del Govern.

Denuncias de los funcionarios

A la par del anuncio de Mas-Colell, los empleados de la función pública han empezado a presentar las primeras demandas contra el avanzo del pago del IRPF de la paga extra. El miércoles amenazaron en llevar al Govern a los tribunales porque consideran que es ilegal tener que pagar un tributo de una cantidad que aún no se ha abonado. En su defensa, el Ejecutivo afirma que se trata de una cuestión técnica. 
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad