Activistas de la PAH y el Sindicato de Inquilinos, en la sede del PSC, este lunes por la mañana. Foto: Sindicato de Inquilinos/Twitter

La PAH ocupa la sede del PSC

stop

Miembros de la PAH y el Sindicato de Inquilinos se atrincheran en la sede de los socialistas catalanes para exigir al Gobierno que regule los alquileres

Economía Digital

Activistas de la PAH y el Sindicato de Inquilinos, en la sede del PSC, este lunes por la mañana. Foto: Sindicato de Inquilinos/Twitter

Barcelona, 21 de enero de 2019 (14:12 CET)

La Plataforma de Afectados por la Hipoteca (PAH) y el Sindicato de Inquilinos han ocupado este lunes por la mañana la sede del PSC como medida de presión para reclamar al gobierno de Pedro Sánchez que regule los precios máximos de los alquileres.

Una veintena de miembros de ambas entidades ha irrumpido sobre las 11.00 horas de la mañana en la sede central de los socialistas catalanas, ubicada en el barrio del Poblenou de Barcelona, y ha desplegado una pancarta tras la cristalera de la entrada.

Los activistas han conversado con el secretario de organización del partido, Salvador Illa, y con la portavoz parlamentaria, Eva Granados, según informan fuentes de la formación, y han manifestado su intención de instalarse allí y quedarse a pasar esta noche. El propio sindicato ha documentado la ocupación en su cuenta de Twitter.

La protesta se celebra a 24 horas de que el Congreso vote el decreto ley del gobierno del PSOE sobre el mercado de viviendas de alquiler, que amplía de tres a cinco años el período mínimo de los contratos y fija que la fianza no puede equivaler a más de una mensualidad. El decreto no prevé ningún techo a los precios, como pedían Podemos y las entidades protagonistas de la ocupación de la sede del PSC.

La norma fue aprobada por el Consejo de Ministros el 14 de diciembre y entró en vigor cinco días después al ser publicada en el BOE, pero tiene que ser convalidada por el Congreso, porque sin ese aval, quedaría invalidada.

Hemeroteca

Podemos PSOE PSC
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad