El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska (centro); el director general de la Guardia Civil, Felix Azón; y la ministra de Defensa, Margarita Robles, el 26 de septiembre en un acto en Madrid. Foto: EFE/Mariscal
stop

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska, sobre la excarcelación de los políticos catalanes: "Dejemos que decida a quien compete en la justicia"

Economía Digital

El ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska (centro); el director general de la Guardia Civil, Felix Azón; y la ministra de Defensa, Margarita Robles, el 26 de septiembre en un acto en Madrid. Foto: EFE/Mariscal

Barcelona, 30 de septiembre de 2018 (10:52 CET)

"Las soluciones política y judicial no deben cruzarse nunca", afirma el ministro del Interior, Fernando Grande-Marlaska. Mientras algunos miembros del Ejecutivo de Pedro Sánchez se apuntan a pedir la excarcelación de los políticos presos catalanes, el magistrado recuerda que "la prisión provisional es una medida cautelar excepcionalísima, pero su aplicación la determina el juez o el tribunal competente".

Marlaska entiende que los ámbitos político y judicial son "completamente distintos". El ex presidente de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional señala que en Cataluña "hay una situación política que resolver" y "hay que generar un ambiente de tranquilidad, siempre dentro del marco constitucional, y luego dar satisfacción al conjunto de los involucrados".

"Si hay hechos de naturaleza delictiva, eso corresponde a la justicia", manifestó en una entrevista que publica el domingo El País. "Cada cosa tiene su ámbito de actuación. Lo que debe quedar claro es que tienen que ir por caminos distintos, paralelos, no cruzarse nunca", agregó. El ministro rechazó valorar si hubo delito de rebelión en el 'procés' porque "quien tiene que decidir eso es el tribunal competente".

Preguntado una última vez sobre la excarcelación de los líderes independentistas, Marlaska repitió: "Dejemos que quien decida eso sea a quien compete en el ámbito judicial".

Marlaska sobre la migración y la libertad de expresión

El ministro del Interior también comentó sobre la política migratoria de su división ejecutiva durante el Gobierno de Sánchez. "El primer Aquarius era un toque de atención a Europa", recordó Marlaska, pero agrega que no se puede entender que cualquier salto masivo a la valla de Ceuta o "ataque violento a una frontera" no tenga "consecuencias legales".

"En los países de origen de los migrantes (Senegal, Argelia, Marruecos...) nos transmiten que son conscientes de que nosotros no podemos asumir esos flujos y también que ellos no pueden quedarse sin juventud. Tenemos que llegar a un acuerdo de cooperación bajo el principio de solidaridad", dijo.

Marlaska, además, valoró las declaraciones de la vicepresidenta Carmen Calvo, que el jueves dijo que hay una necesidad de regular la libertad de expresión. "En la actualidad hay movimientos preocupantes que quieren perturbarla (la libertad de expresión). Muchos, en el ámbito digital sobre todo, se han convertido en voceros de lo que les llega, sin ver si es cierto o no", afirmó.

"¿Con qué finalidad? ¿Quiénes están detrás?", se pregunta. "He hablado con la vicepresidenta y creo que lo que manifiesta es esa preocupación. En modo alguno es una voluntad de limitar", aclara.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad