Papandreu se queda solo

stop

POSIBLE QUIEBRA DE GRECIA

Yorgos Papandreu y Angela Merkel

03 de noviembre de 2011 (10:20 CET)

Yorgos Papandreu perderá este viernes la moción de confianza que se votaría a las 12 de la noche en el Parlamento griego. La prensa del país afirma que dos diputados más del Movimiento Socialista Panhelénico, el PASOK, han comunicado este jueves su voto en contra a la continuidad del primer ministro al frente del Gobierno. Un anuncio que llega pocas horas después de que el político anunciara una fecha para celebrar el polémico referéndum: el próximo cuatro de diciembre.

Con el café de la mañana, Papandreu también ha recibido otro golpe desde uno de sus más allegados dentro del partido. El ministro de Finanzas, Evangelos Venizelos, ha rechazado frontalmente la consulta en su llegada a Cannes, donde se celebra el G20. “La posición de Grecia en la eurozona es una conquista histórica del país que no puede ponerse en duda. Este acervo de los ciudadanos no puede depender de un referéndum”.

Sin embargo, Papandreu defiende que la consulta es precisamente un intento para blindar la continuidad de Grecia en la moneda única. A pesar de las especulaciones, aún no ha detallado qué pregunta planteará a la ciudadanía. Sólo ha avanzado que quiere relacionarse con las condiciones del segundo rescate heleno, que según las encuestas rechaza el 60% de los griegos.

Ante la perdida de apoyos, ha convocado de emergencia al Gobierno para las doce del mediodía (una hora menos en España). Momento en el que se espera que pueda renunciar a la presidencia del país heleno ante la falta de apoyos en su propia casa.

Acoso y derribo de Merkel y Sarkozy

En Cannes también ha sufrido el acoso y derribo de los líderes de la Unión Europea (UE). El miércoles por la noche la cancillera alemana, Angela Merkel, y el presidente francés, Nicolás Sarkozy, le comunicaron que la UE ha congelado el la ayuda urgente de 8.000 millones de euros hasta después del referéndum. Una decisión a la que se ha sumado el Fondo Monetario Internacional (FMI).

Sin esta inyección de liquidez el Gobierno griego no puede hacer frente ni a las nóminas de los funcionarios ni las pensiones de noviembre. “No podemos considerar el pago del sexto tramo del programa de ayuda hasta que Grecia haya adoptado el conjunto del paquete del 27 de octubre”, anunció Sarkozy, en rueda de prensa tras la reunión. 

El jefe del Ejecutivo galo se mostró muy contundente: “Lo que se planteará en la consulta es si Grecia quiere seguir o no en la eurozona. Nosotros lo deseamos vivamente y haremos todos los esfuerzos para que sea posible, pero corresponde al pueblo griego contestar a esta pregunta”.

Por primera vez, los líderes europeos cuestionan abiertamente la continuidad del país heleno en la moneda única. El mensaje que han lanzado es claro: sin no aceptan las condiciones del segundo rescate, los 27 se retirarán y Grecia quebrará. Un extremo que empeoraría la crisis y, según los expertos, llevaría al rescate de las principales economías periféricas. Italia y España.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad