La mano derecha de Pablo Iglesias, Juanma del Olmo, junto a Irene Montero y el líder de Podemos en un acto del partido en junio de 2018 | EFE/JCH/Archivo

Podemos habría sufragado con fondos públicos el partido del presidente mexicano

stop

Los investigadores del juicio por el supuesto fraude de Podemos encuentran una pista que apuntaría al desvío a México de más de 300.000 euros públicos

Economía Digital

La mano derecha de Pablo Iglesias, Juanma del Olmo, junto a Irene Montero y el líder de Podemos en un acto del partido en junio de 2018 | EFE/JCH/Archivo

Barcelona, 18 de noviembre de 2020 (21:10 CET)

El cerco a Podemos salpica al presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador, que ya acumula varios escándalos. Una nueva pista en el juicio por el presunto fraude del partido de Pablo Iglesias apunta al presunto desvío de más de 300.000 euros públicos a la campaña del mandatario de México.

La formación morada habría desviado presuntamente 308.254 euros de fondos públicos destinados a sus gastos electorales en las generales de abril de 2019 a empresarios que daban servicios de marketing digital para Morena, el partido de López Obrador, informa El Confidencial.

Para la operación se habrían utilizado varias empresas instrumentales y contratos falsos. Una de esas empresas sería Neurona, una consultora mexicana que se instaló en España poco antes de esas elecciones del 28-A y trabajó en la campaña de Podemos, tras haberse vinculado con Juan Carlos Monedero.

¿Desvío de fondos de Podemos a México?

Podemos e Izquierda Unida pagaron más de 425.000 a Neurona para la campaña de Unidas Podemos al 28-A. De este monto, 308.254 euros fueron transferidos de forma automática a una tercera empresa con sede social en México, llamada Creative Advice Interactive.

El titular del juzgado de instrucción número 42 de Madrid, Juan José Escalonilla, que investiga el caso desde el pasado julio, quiere determinar por qué se desvió este dinero y también busca confirmar si Neurona o Creative Advice Interactive realmente prestaron servicios a Unidas Podemos.

Y es que las alarmas se dispararon el pasado viernes, cuando compareció como investigado Elías Castejón, administrador de Neurona en España, que reconoció haber sido el ejecutor de las transferencias por más de 300.000 euros y afirmó que lo hizo siguiendo las órdenes de un abogado mexicano vinculado a López Obrador.

Ese abogado es responsable de una empresa llamada Corporación Cobos y Cobos SC, contratada por Morena para consultoría y marketing. Este vínculo hace sospechar a los investigadores que los fondos públicos presuntamente desviados por Podemos habrían sufragado servicios electorales para el partido de López Obrador.

El 'número 2' de Pablo Iglesias, en la mira

El secretario de comunicación de Podemos, Juanma del Olmo, firmó los contratos del partido con Neurona. Tanto él como la formación están entre los imputados por el juez, pero Del Olmo es el único de los investigados que trabaja en el Gobierno, pues es el director de estrategia y comunicación de la vicepresidencia de Iglesias.

Una curiosidad que han revelado las pesquisas es que los contratos firmados por Del Olmo tuvieron como letrado a Eduardo López Hernández, cuyo bufete es el mismo que Germán Cobos Pío, y ambos son los responsables de Corporación Cobos y Cobos SC, la empresa que ya antes había trabajado con López Obrador.

Otra ¿coincidencia? es que, cuando Neurona y Corporación Cobos y Cobos SC se registraron como proveedores en Ciudad de México, lo hicieron consecutivamente; es decir, se inscribió Neurona e inmediatamente después se inscribió Corporación Cobos y Cobos.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad