Toni Comín y Carles Puigdemont debutan como eurodiputados, el 13 de enero de 2019

Puigdemont dice en la UE que su error fue negociar con Rajoy

stop

Tras debutar como eurodiputado, el 'expresident' afirma que su mayor error fue "creer que el compromiso de abrir una puerta al diálogo era cierto"

Barcelona, 13 de enero de 2020 (20:17 CET)

"Mi error fue creer que el compromiso de abrir una puerta al diálogo era cierto", ha afirmado Carles Puigdemont este lunes tras su debut como eurodiputado. Recordando las fallidas negociaciones que tuvo como president con el Gobierno de Mariano Rajoy, el líder independentista fugado a Bélgica ha añadido, sobre el diálogo, que "me arrepiento de habérmelo creído".

El expresident de la Generalitat ha hecho estas declaraciones en el marco de una rueda de prensa celebrada junto a Toni Comín después de que ambos ocuparan por primera vez sus escaños de diputados reconocidos por la Eurocámara, aunque el presidente del Parlamento, David Sassoli, no les permitió intervenir ni quiso abrir un debate sobre el independentismo.

Cuando Sassoli les ha mencionado a ellos y a Oriol Junqueras como eurodiputados con plenos derechos, Puigdemont ha izado un cartel con el lema "Free Junqueras", en alusión al exvicepresidente de su Govern. Rápidamente, los ujieres de la cámara le han pedido que lo retirara. El líder de ERC no se ha presentado en el pleno porque el Tribunal Supremo y la JEC revocaron su escaño.

Las fallidas negociaciones entre el Gobierno de Rajoy y la Generalitat a las que Puigdemont ha aludido este lunes fueron la antesala del referéndum ilegal del 1-O, cuyo desenlace fue una vacía y pasajera declaración unilateral de independencia y la huida de varios miembros del Govern, entre ellos el entonces president. El juicio por el 1-O acabó con sentencias de hasta 13 años, como es el caso de Junqueras.

"Estamos muy orgullosos de estar aquí, pero echamos de menos a Oriol Junqueras", ha asegurado Puigdemont en la rueda de prensa en Bruselas, y ha añadido que "seguiremos luchando para que Junqueras quede en libertad". El republicano le ha respondido vía Twitter: "En breve nos podremos abrazar juntos", ha escrito en un mensaje desde la cárcel, felicitando a Puigdemont y Comín por el logro.

Mientras pueda entrar al Parlamento Europeo, Puigdemont convertirá el consistorio en un estadio para la causa independentista. Ante la solicitud de suplicatorio de suspensión de inmunidad enviado a la Eurocámara este lunes por parte del presidente del Tribunal Supremo, Carlos Lesmes, el expresident se ha mostrado confiado en que los eurodiputados del PSOE no lo apoyarán, en un ejercicio de presión a Pedro Sánchez.

Planea regresar a España

Puigdemont ha revelado que, con la inmunidad como eurodiputado, no descarta regresar a España. "España tiene que respetar y proteger nuestra inmunidad", ha asegurado, añadiendo: "No comprensible que gocemos de inmunidad en toda Europa excepto en un estado miembro. Ahora la inmunidad empieza en los pirineos. Esto liga con aquel eslogan, 'Spain is different'".

El expresident ha desvelado que lo primero que haría si llega a España sería visitar a los políticos catalanes presos. "Hay gente en la prisión por haber facilitado un debate en el Parlament", ha apostillado, en una rueda de prensa en la que también ha participado la eurodiputada de ERC, Diana Riba, quien por su parte ha asegurado que "Sassoli tiene que exigir la libertad inmediata de Junqueras".

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad