Sánchez saluda a Torra al inicio de su encuentro del pasado 20 de diciembre en Barcelona. EFE

Torra pide una reunión urgente a Sánchez con nuevos agravios

stop

Torra actualiza la lista de reproches al Estado y busca una nueva fotografía con el presidente del Gobierno, con el que no se ve desde el 21 de diciembre

Economía Digital

Sánchez saluda a Torra al inicio de su encuentro del pasado 20 de diciembre en Barcelona. EFE

Barcelona, 05 de junio de 2019 (13:36 CET)

Quim Torra empieza a implementar el guión que trazó el martes a la hora de elaborar su balance de lo que ha sido el primer año de su gobierno.

Ni 24 horas después de reclamar otra vez a Pedro Sánchez que retome las conversaciones con la Generalitat que quedaron interrumpidas en febrero mientras seguía cargando las tintas en su denuncia de la supuesta "represión" a la que el Gobierno y el resto de poderes del Estado someten según él al independentismo, ha anunciado que este mismo miércoles le solicitará una reunión "urgente" al presidente del Gobierno.

Y lo ha hecho a la vez que volvía a recitar, como el martes, el memorial de agravios del independentismo, ahora actualizado. Por un lado, con la difusión, la semana pasada, de una petición de un grupo de trabajo de la ONU que solicita la excarcelación de los líderes independentistas en prisión preventiva.

Los argumentos de Torra

El propio Torra llegó a elevar el documento en el Parlament a "resolución" del Alto Comisionado, el máximo organismo de Naciones Unidas sobre derechos humanos, pese a que se trata solo de una opinión no vinculante de uno de los grupos adscritos al Alto Comisionado, que no necesariamente comparte las conclusiones de los mismos.

El otro gran argumento en el que Torra basa la urgencia de un encuentro entre él y Sánchez es la presentación de los informes finales de la fiscalía y la Abogacía del Estado en el juicio del procés que se sigue en el Tribunal Supremo (TS).

El president, que ha anunciado que pedirá cita con Sánchez en una entrevista en TV3, entiende que tanto el hecho de que no se haya hecho caso al documento del grupo de trabajo de la ONU, lo que para él equivale a "vulnerar la legalidad internacional", como el mantenimiento de las peticiones de penas del ministerio público y la abogacía acreditan que "la represión no se detiene" y justifican una reunión de urgencia que en realidad le proporcionaría una nueva fotografía con Sánchez, con el que no se reune desde el 20 de diciembre. Si el presidente del Gobierno ignora la petición, Torra tendrá otro agravio más que añadir a la lista.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad