CSIF rechaza definitivamente la subida salarial a los funcionarios propuesta por el Gobierno

El presidente de CSIF, Miguel Borra, muestra el "absoluto rechazo" de la organización a la oferta salarial del Ejecutivo

MADRID, 29/09/2022.- La ministra de Economía y Hacienda, María Jesús Montero, durante en el pleno del Congreso que se celebra este jueves en Madrid, donde defiende el proyecto de ley por el que se modifica la Ley 28/1990, de 26 de diciembre, por la que se aprueba el Convenio Económico entre el Estado y la Comunidad Foral de Navarra. EFE/ Fernando Alvarado

La ministra de Economía y Hacienda, María Jesús Montero. EFE/ Fernando Alvarado

El presidente de CSIF, Miguel Borra, ha rechazado definitivamente la propuesta salarial presentada por el Gobierno para los empleados públicos entre 2022 y 2024. A pesar de que esta mañana CCOO ha expresado su apoyo a la propuesta, sumándose así a UGT que ya dio el visto bueno la semana pasada, CSIF había indicado que esperaba que el Ejecutivo presentase en las próximas horas una nueva oferta de subida salarial a tres años que superase la inflación.

«Manifestamos nuestro absoluto rechazo a la oferta salarial que nos ha trasladado el Gobierno», ha dejado bien claro Borra a los medios después de la reunión de esta tarde con Hacienda. «Los empleados públicos vamos a volver a perder capacidad adquisitiva», ha manifestado para luego añadir: «Desde CSIF no vamos a avalar con nuestra firma un acuerdo que desde el minuto cero implica volver a perder capacidad adquisitiva».

El Gobierno ofrece una subida salarial del 9,5%

La cartera que encabeza María Jesús Montero ha presentado a los empleados públicos una subida salarial del 9,5%, que incluye un aumento del 1,5% con carácter retroactivo para 2022 y cláusulas de revisión para 2023 y 2024.

Para 2023, el Ejecutivo fija un incremento del 2,5%, al que se suman dos variables del 0,5%. Los sueldos de los empleados públicos se subirían un 0,5% adicional si el IPC acumulado de 2022 y 2023 supera el 6%, y se añadiría otro 0,5% si el PIB de 2023 supera el 5,9%.

La oferta de Hacienda se completa con un alza del 2% en 2024, de nuevo con una cláusula para incrementar el sueldo un 0,5% en caso de que el IPC acumulado de 2022, 2023 y 2024 supere el 8%.

La propuesta no amortigua la «pérdida de poder adquisitivo»

Sin embargo, CSIF considera que la subida no es de un 9,5%, sino de un 6%, puesto que los funcionarios ya han contado con un alza del 2% en sus nóminas este año, y el 1,5% restante se corresponde con variables, como el crecimiento del PIB del 5,9% en 2023 que el sindicato ve «muy difícil».

Borra ha insistido en que la oferta de Hacienda no amortigua la pérdida de poder adquisitivo que arrastran los empleados públicos en los últimos años y que en este ejercicio sería del 5%.

CSIF también cuestiona las mejoras de las condiciones laborales que el Gobierno ha llevado a la mesa de negociación, como la jornada laboral de 35 horas. Para el sindicato, esa parte del acuerdo es «un refrito» y recuerda al Ejecutivo que ya deberían estar «desarrolladas en la Administración General del Estado».

CSIF critica el retraso en la mesa de negociación

Borra ha lamentado que el Gobierno haya retrasado tanto esta mesa de negociación y le ha reprochado que han perdido la oportunidad de «revertir el recorte socialista de (expresidente José Luis Rodríguez) Zapatero» en 2010.

En opinión del presidente de CSIF, esta negociación habría podido servir para «resarcir a los trabajadores del ámbito público» y «haber marcado el camino a la patronal de la empresa privada» para tirar al alza de esos salarios. CSIF tampoco descarta continuar con las movilizaciones, como la que realizaron el pasado 24 de septiembre, para exigir mejores condiciones salariales.

CCOO y UGT respaldan la subida propuesta por el Ejecutivo

UGT confirmó, tras la negociación de la semana pasada, que «con toda probabilidad» daría el visto bueno a la oferta de Hacienda y así lo ratificó por unanimidad posteriormente su Consejo Federal. Sin embargo, el sindicato subrayó que reclamaba al Gobierno “un esfuerzo adicional que amortiguara, de verdad, los efectos negativos de la inflación para los tres millones de empleadas y empleados públicos de nuestro país y esta oferta lo hace de manera razonablemente realista”.

Por su parte, el coordinador del Área Pública de Comisiones Obreras, Humberto Muñoz, ha confirmado que el sindicato ha decidido aceptar la propuesta del Ministerio de Hacienda y Función Pública. «Todo ello está condicionado a una correcta relación en la aprobación, en las próximas semanas, de ese acuerdo en otras materias muy importantes que acompañan al salarial y que tienen que ver con la recuperación de determinados recortes de Gobiernos anteriores», ha puntualizado Muñoz.