El Gobierno aplicará las devoluciones en caliente que recriminó a Rajoy

El PSOE guarda silencio tras llevar la norma al TC y acusar al PP de "vulnerar" los derechos de los inmigrantes.

El Gobierno aplicará las devoluciones en caliente que recriminó al expresidente Mariano Rajoy. El Tribunal Constitucional prevé avalar las llamadas ‘devoluciones en caliente’ o rechazos en frontera en Ceuta y Melilla esta semana, tal y como dictaminó Estrasburgo. Y el Ministerio del Interior, Fernando Grande-Marlaska, aplicará esta medida del Gobierno de Rajoy, que el PSOE llevó al propio TC tras acusar a los populares de “vulnerar el derecho de los inmigrantes a la tutela judicial efectiva”.

Este martes comenzó el pleno del Constitucional donde su presidente, Juan José González Rivas, ha propuesto declarar constitucionales las ‘devoluciones en caliente’, si bien fuentes judiciales advierten que “habrá debate entre los magistrados sobre la fundamentación jurídica de la sentencia” y el Gobierno seguirá atento a su redacción. 

Desde Interior confirman a Economía Digital que la medida “se aplicará si es aprobada”, aunque antes quieren estudiar la redacción final de la sentencia para considerar los diferentes matices del texto. 

El fallo llega avalado por un pronunciamiento similar del Tribunal Europeo de Derechos Humanos y, sin embargo, Unidas Podemos ya presiona en el seno del Ejecutivo, en especial al ministro del Interior, para no aplicar dicha norma, tal y como publicó ED

El PSOE guarda silencio 

El PSOE guarda silencio, por el momento. Las declaraciones de sus dirigentes sobre las ‘declaraciones en caliente’ cuando el Gobierno del PP las aprobó podrían sonrojar a más de uno empezando por su líder.

El presidente Pedro Sánchez, la portavoz socialista Adriana Lastra y los ministros Fernando Grande-Marlaska y José Luis Ábalos, en el debate de la quinta prórroga del estado de alarma en el Congreso, el 20 de mayo de 2020 | EFE/Ballesteros

Cuando estaba en la oposición, Pedro Sánchez dijo que “siempre nos hemos opuesto a las devoluciones en caliente”. En 2018, el actual presidente del Gobierno solicitó que se respetaran los acuerdos “para que no se produzca una devolución de todos los refugiados”.

Su otro socio de Gobierno, Unidas Podemos, siempre ha mantenido una posición crítica al respecto de las ‘devoluciones en caliente’ y sus dirigentes así lo han hecho ver estos días.

Ya en 2017, la actual portavoz Ione Belarra explicaba que las devoluciones colectivas estaban “prohibidas expresamente”. Mientras que Marina Albiol, de Izquierda Unida, denunciaba en Europa “la intención del Gobierno en legalizar las devoluciones en caliente, es decir, legalizar lo ilegal”.

Los socios de Sánchez piden que recule 

Los socios del Gobierno de coalición capitaneados por Unidas Podemos han solicitado este martes a Sánchez que recule respecto a aplicar la medida, tras la llegada masiva de inmigrantes en condición irregular a Canarias. 

Tal y como publicó ED, la formación morada sigue consensuando una estrategia de presión hacia Marlaska. El diputado de Unidas Podemos y portavoz de Galicia en Común, Antón Gómez-Reino, reclamó este martes poner fin a las devoluciones en caliente de inmigrantes al considerar que “no es de recibo que se den” por una cuestión de “respeto a los derechos humanos”.

Gómez-Reino emplazó al Gobierno a buscar “vías seguras” para los migrantes y acabar con la “lacerante” situación que se está viviendo en Canarias.

Pablo Iglesias y Gabriel Rufián en una imagen en el Congreso

Desde ERC, su portavoz, Gabriel Rufián, anunció que una de las 320 enmiendas que presentará su grupo irá encaminada a pedir un fondo para la inmigración y llamó la atención sobre la situación que vive ahora mismo Canarias. También el portavoz de Más País, Íñigo Errejón, reclamó que el Gobierno no acometa devoluciones en caliente, porque el Tribunal Constitucional avala su utilización, pero la decisión corresponde al Ejecutivo.

“Pedimos que las formaciones del Gobierno se atengan a lo que dijeron en campaña electoral, las devoluciones en caliente son una aberración que se tiene que sustituir por la acogida”, señaló Errejón.

En este sentido, pidió que el Gobierno escuche “más a organizaciones de derechos humanos y menos a los vientos que en un momento de incertidumbre quieren que les tengamos miedo a quienes están en situación vulnerable”.

Sobre la situación de los inmigrantes, el diputado de las CUP Albert Botran señaló que el ministro del Interior debe dar explicaciones por “las condiciones deplorables” en las que se encuentran estas personas, que buscan un futuro mejor, pero que a las puertas de Europa se encuentran “con un campamento prácticamente militarizado”.

Para los socios de Sánchez, la solución pasa por la acogida de estos inmigrantes en lugar de su deportación y piden diálogo con más medidas humanitarias para “no llegar a las condiciones que se están dando en las islas”, agregan desde Podemos. “Las devoluciones en caliente no son la solución y hay que hacerlo saber también en Europa“, agregan fuentes de la dirección.