El PP sube en las encuestas pero la caída de Vox complica la mayoría absoluta de la derecha

Se le complica a la hipotética alianza entre Casado y Abascal la formación de un gobierno de derecha conservadora, una alianza que, ni sumando los apoyos de Ciudadanos, obtendría los parlamentarios suficientes para lograr la mayoría absoluta

Vox araña votos al PP, pero juntos sumarían mayoría absoluta. En la imagen, el líder del PP, Pablo Casado, y el de Vox, Santiago Abascal, charlan en una imagen en el Congreso de los Diputados del año pasado./ EFE

El bloque de la derecha pierde fuelle en las encuestas. PP y Vox siguen tendencias distintas pero el resultado es que no sumarían mayoría absoluta, según los últimos sondeos.

De celebrarse ahora unas elecciones, la alianza entre los partidos que lideran Pablo Casado y Santiago Abascal obtendría 173 escaños en el Congreso de los Diputados, 3 asientos menos de los necesarios para la mayoría absoluta (176), según una encuesta publicada este lunes por El Mundo.

A pesar de que la alianza se debilitaría, no lo haría el PP, y es que el sondeo realizado por Sigma Dos muestra que los de Casado pasarían de los 89 diputados a los 126, (37 diputados más que en las pasadas elecciones). Vox, por otra parte, bajaría a los 47 escaños de los 52 que obtuvo en las pasadas elecciones.

A pesar de alejarse de la mayoría absoluta, la actual coalición de gobierno es la que más sufre en cuanto a los resultados del sondeo, y es que el PSOE pasaría, de los 120 diputados actuales, a tener 106 diputados y Unidas Podemos sufriría un duro revés que les bajaría, de los 36 escaños actuales, a solo 24 parlamentarios en la Cámara Baja.

Para duro revés el que sufriría Ciudadanos. El partido que lidera Inés Arrimadas obtendría los votos necesarios para obtener tan solo un diputado respecto a los 10 que aglutina ahora, lo que impediría incluso que la formación naranja pudiera formar un grupo parlamentario propio.

Los partidos regionales tendrían la última palabra

Ante el complicado escenario para la formación de un nuevo gobierno de celebrarse ahora unas nuevas elecciones, la última palabra la tendrían los partidos regionales, independentistas y nacionalistas. Entre el PNV (8), ERC (12), Junts (8) y Más país (7), no sumarían tampoco los escaños necesarios para constituir un nuevo gobierno de coalición que superara una hipotética coalición de derechas.

Tampoco lo haría un tripartito entre Vox, PP y Cs, que todavía necesitarían el apoyo de 2 escaños más para lograr formar un gobierno con mayoría absoluta.

Aquí es donde reside la clave del poder de partidos como Teruel Existe, el Partido Regionalista Cántabro, EH Bildu, Coalición Canaria, etc, y es que en sus manos estaría decantar la balanza hacia un nuevo gobierno, esta vez con Pablo Casado al frente, o una reedición del actual gobierno, con un marcado perfil progresista.