Cabina de trabajo de Room. Fotografía: Room.

La cabina telefónica regresa como espacio para trabajar

stop

La microoficinas compartidas tienen el tamaño de una cabina telefónica, se alquilan por minutos y ofrecen silencio e intimidad en espacios públicos

Madrid, 01 de agosto de 2019 (09:43 CET)

La inmobiliaria japonesa Mitsubishi Estate ha comenzado a instalar en espacios públicos como aeropuertos, estaciones de tren y centros comerciales de Japón oficinas individuales que tienen el tamaño de una cabina telefónica y que se alquilan por minutos.

  • Con poco más de un metro cuadrado de superficie las cabinas de Telecube incluyen una pequeña mesa, un asiento, conectividad y enchufes. Mitsubishi Estate y Telecube tienen previsto instalar mil de estas cabinas hasta 2023.
  • El modelo de trabajo remoto está aumentando en Japón y se prevé que seguirá creciendo "motivado en parte por la congestión que provocará la celebración de los Juegos Olímpicos de 2020," según Asian Review.
  • "Las cafeterías de Tokio suelen estar llenas de trabajadores con portátiles, y Wework, que abrió sus primeras instalaciones en Japón el año pasado, también ve que empresas y empleados aprovechan las ventajas de utilizar espacios de trabajo en diferentes ubicaciones según la necesidad," dicen en Bloomberg.
  • Cada vez es más habitual encontrar este tipo de cabinas también en espacios de trabajo compartidos y en oficinas de planta abierta.

Ofrecer una red de microoficinas que se alquilan por tiempo de uso facilita a los empleados trabajar durante los viajes y desplazamientos. Por ejemplo, durante las esperas en aeropuertos y estaciones de tren. Las cabinas de Telecube ofrecen intimidad y silencio al trabajador, a diferencia de lo que sucede en los espacios públicos o en las cafeterías.

  • Las compañías de alquiler de coches por horas descubrieron recientemente que muchos japoneses alquilan sus vehículos pero no los conducen: algunos de ellos utilizaban el vehículo para trabajar o realizar llamadas de trabajo.
  • Las cabinas de teletrabajo funcionan de forma parecida: se reservan con antelación a través de una app y se facturan por fracciones de 15 minutos (a unos 2 euros) con opción a tarifas planas y planes de suscripción.

Hemeroteca

Smart city
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad