Lidl tiene la clave para aliviar tensiones después de trabajo por 9,99 euros

A veces más y a veces menos pero todas las jornadas laborales son agotadoras, por lo que nunca está de más contar con alguna herramienta o recurso que nos ayude a no sobrecargarnos una vez llegamos a casa con la única esperanza de relajarnos, y aunque tomar una caña con un amigo está bien, no rebaja la tensión del cuerpo proporcionando ese efecto relajante tan necesario para encarar el resto del día y dormir como un bebé.

Por eso, Lidl ha presentado su mini masajeador, y es que en los últimos tiempos ha habido una auténtica revolución de estos productos en tiendas especializadas de electrónica, pero no han tardado en dar el salto a las grandes superficies, que suelen ofrecer gamas mucho más económicas.

Lidl, por solo 9,99, el masajeador es ideal para aplicar masajes relajantes en la zona de espalda, nuca, brazos, piernas y hombros que proporcionan, además, un efecto anticelulítico.

Otra de las cualidades es su pequeño tamaño, ya que con unas medidas de 8 x 10 x 8 cm y tan solo 218 gramos de peso, cabe en prácticamente cualquier bolso o mochila de viaje, por lo que podrás disfrutarlo ahí donde más lo necesites y como más te plazca. Y ello se debe en parte también a que funciona con pilas cuyo primer juego ya lleva incluidas para que no tengas que hacer ese gasto adicional.

2 en 1: masajeador y exfoliante

En masajeador es ideal para hombros, piernas, brazos y espalda, zonas que más sobrecargadas solemos tener tras el ejercicio, el trabajo o la mayoría de actividades diarias. No obstante, con el accesorio exfoliante, también puede servirnos también para la cara o el resto del cuerpo.

El accesorio incluye una cara de esponja de lufa y segunda cara de algodón sueve, para cuando hayamos terminado de exfoliarnos con la esponja.

Todo ello y más con el sello que representa la marca Lidl (silvercrest), que ofrece un producto que además es también resistente al agua con una garantía de hasta 3 años.

Avatar