A Seat se le atraganta el mercado ruso

stop

La compañía abandona el país tras registrar una caída de ventas del 57% hasta octubre

El presidente de Seat, Jürgen Stackmann | ED

18 de noviembre de 2014 (09:40 CET)

A Seat se le ha atragantado el gélido mercado ruso. La automovilística ha decidido dejar de operar en el país a partir del 1 de enero de 2015 después de registrar unas pérdidas del 57% entre enero y octubre.

La diferencia de un año a otro es elevada. De las 3.400 unidades que vendió en 2013, en los nueve primeros meses del año sólo ha comercializado 1.300 coches. Los motivos de tal caída, según apunta la compañía que preside Jürgen Strackmann, ha sido “la situación económica del país, la devaluación del rublo y la debilidad de la demanda de automóviles”, informa Expansión.

La compañía, que contaba con una veintena de puntos de venta, ha ido reduciendo su presencia en Rusia hasta bajar la persiana, definitivamente, a finales de año.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad