Aumenta la presión en Esade para que la dirección destituya altos cargos

stop

ESCUELAS DE NEGOCIOS

Marcel Planellas

11 de enero de 2012 (22:27 CET)

Diferentes colectivos vinculados a la escuela de negocios Esade mostraron este miércoles malestar con la carta que la directora general, Eugènia Bieto, dirigió el martes a profesores, estudiantes y exalumnos sobre la implicación de una parte de la docencia y del staff directivo en el caso Urdangarín.

Le reprochan que no haya adoptado medidas para evitar futuras implicaciones del centro, que mantenga en el cuadro directivo al secretario general, Marcel Planellas, y que intente silenciar al colectivo ante la prensa.

Los docentes más críticos prefieren mantenerse en el anonimato después de la nota de Bieto. Explican, no obstante, que esperaban la destitución de Planellas tras conocerse que percibió 90.000 euros del Instituto Nóos, que presidía Iñaki Urdangarín.

Fuentes oficiosas de la institución educativa señalan que el secretario general era el puente entre el centro de enseñanza y la Casa Real, a través del secretario personal de las infantas, Carlos García Revenga.

Esa interlocución, siempre según las mismas fuentes, permitió establecer relaciones comerciales a una parte del profesorado con las actividades de Nóos. Diego Torres, el socio de Urdangarín en esos negocios, fue conminado a abandonar la docencia en Esade en septiembre pasado, cuando el caso había comenzado a desvelarse.

Los satélites de la trama

El departamento docente más cuestionado es el de Política de Empresa, ya que algunos de sus integrantes han participado en congresos y seminarios organizados por el entramado de Nóos. Bieto justificó en su carta la participación de los docentes en este tipo de actos como un método de transmitir los conocimientos acumulados por la institución académica.

La actuación de la directora general tampoco ha complacido al colectivo de antiguos alumnos. Algunos de los contactados por Economía Digital consideran que “sin una actitud firme y medidas ejemplares” Esade no recuperará el prestigio internacional acumulado durante años “de trabajo arduo y competencia feroz en el terreno de las escuelas de negocios”.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad