Banc Sabadell y Capio se disputan Ribera Salud

stop

Oliu negocia la compra del 50% a Bankia mientras el grupo sueco se mantiene firme para quedarse con la gestión

18 de junio de 2012 (00:14 CET)

Josep Oliu y Victor Madera batallarán por quedarse con la gestión de la concesionaria valenciana de hospitales Ribera Salud, que gestiona los centros sanitarios de Alzira, Dénia, Manises, Elche y Torrevieja. El repentino cambio de planes de Banc Sabadell tras la adquisición de la CAM pasa por comprar la participación del 50% que posee Bankia y rechazar la posibilidad de vender su parte.

Cuando Ribera Salud se creó en 1997 el grupo se convirtió en una participada en partes iguales por la CAM y Bancaja. Después de varios años compartiendo la gestión, Bankia y Sabadell comenzaron las negociaciones con varias compañías para deshacerse de Ribera Salud, entre las que se había impuesto el grupo de origen sueco, Capio Sanidad, que preside Victor Madera y cuya oferta superaría los 100 millones de euros.

“Hasta ahora los gestores de la CAM querían vender pero han cambiado de rumbo. Creerán que pueden sacar partido de Ribera Salud”, según fuentes de Bankia a Economía Digital. “Si el Sabadell se lo quiere quedar no habrá ningún problema de nuestra parte”, añaden desde la entidad. Las reciente nacionalización de Bankia la obliga a hacer desinversiones y la concesionaria valenciana entra dentro de estos planes.

Oliu tiene más puntos a favor


El pulso entre Madera y Oliu contará con una fuerza extra a favor del Sabadell. Desde que la CAM y Bancaja tomaron el control de Ribera Salud existe “una cláusula” entre ambos que “da derecho de compra preferente” a cualquiera de las dos entidades si entrara en juego un tercer pujante. Esta ventaja de la que dispondrá Oliu tiene que ver con un derecho de tanteo de modo que “siempre podrá mejorar la oferta de Capio”, insisten desde Bankia.

A pesar de ello, el grupo sanitario de Madera asegura que no retirará su oferta y que “continúan las negociaciones” para quedarse con Ribera Salud pese al cambio de opinión de Oliu.

El grupo se aleja de una gestión valenciana


Con todo, tanto si es Banc Sabadell o Capio Sanidad, la gestión de Ribera Salud no quedaría en manos de un grupo valenciano.

A finales del año pasado, a la oferta de Capio se le unieron las de Vista Capital, Mercapital y Atitlán, el fondo de capital riesgo vinculado a la familia de Juan Roig y que dirige Roberto Centeno.

La oferta de Atitlán fue desestimada desequilibrando la balanza hacia los suecos. Pero meses más tarde las negociaciones con el grupo Capio se han enfriado y el proceso ha quedado en punto muerto. Tanto es así, que algunas fuentes cercanas a Atitlán aseguran que podrían volver a entrar en juego con el fin de que la concesionaria quedara en manos de una firma de la Comunitat.

Ribera Salud, dirigida por Alberto de Rosa, ha cerrado el pasado ejercicio con una cifra de negocio de 380 millones de euros, según el propio director financiero del grupo, Pablo Gallart.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad