El consejero delegado de Mediaset, Paolo Vasile |  EFE

Canal+ se lanza a por Mediaset por el uso de la marca Mi Tele Plus

stop

El canal francés Canal + ha solicitado la denegación de la marca por parecerse a otras enseñas suyas

Madrid, 11 de febrero de 2020 (04:55 CET)

La marca que Mediaset ideó en verano para vender fútbol de pago a través de su plataforma de emisión de vídeo por internet, Mi Tele Plus, podría tener los días contados. La Oficina de Patentes y Marcas en España (OEPM) ha decidido dejar en suspenso la enseña de la filial española de la cadena de televisión italiana después de que el grupo Canal + haya solicitado su denegación.

La compañía de televisión propiedad de Vivendi, grupo mediático que lleva meses enfrentado a Mediaset por su proceso de fusión entre la matriz italiana y la filial española, se ha revuelto contra la apuesta comercial de la cadena de Fuencarral, porque entiende que hasta nueve marcas suyas que fueron registradas en el pasado se parecen demasiado. Una de ellas es TELE PLUS, en vigor desde 1991, y otra es TV. PLUS, aprobada desde el mismo año.

Desde la OEPM confirman a Economía Digital el sentido de la resolución contraria a Mediaset, que podrá seguir utilizando la marca hasta que no sea denegada de manera definitiva. Ahora, pese a estar en suspenso, no cambia nada en la práctica y la dueña de Telecinco podrá presentar alegaciones para defender su posición. 

Este medio contactó con el bufete de abogados Elzaburu, encargado de registrar en su momento las marcas de Canal+ en España, pero declinaron hacer comentarios. "Hemos consultado con nuestro equipo y desgraciadamente no podemos compartir información sobre este caso en concreto", contestaron a la petición de información. Mediaset, por su parte, alegó que "no hemos recibido ninguna comunicación a este respecto".

Canal + estaba presente como marca en España cuando era propiedad de Prisa, pero en 2015 la Telefónica de César Alierta compró la compañía de televisión por 706 millones de euros y se desligó de la enseña, pasando a utilizar Digital+ y, más tarde, Movistar+ como nombre para su servicio de televisión de pago. 

Actualmente, Canal + es el grupo líder de medios audiovisuales franceses en canales de pago y temáticos, así como en la agregación y distribución de ofertas de televisión. Con 16,2 millones de suscriptores, extiende su radio de acción a otros países, como Polonia, donde tiene 2,2 millones de suscriptores. Tiene también presencia significativa en regiones con alto potencial de crecimiento de Asia y África.

Mi Tele Plus, la apuesta de Mediaset para el fútbol

Mi Tele Plus nació a finales de verano como marca de canal de streaming de Mediaset. La compañía de televisión compró los derechos del fútbol a Telefónica en el mercado mayorista, convirtiéndose así en un competidor inesperado, pues la anterior plataforma que lo intentó, Dazn, había manifestado días atrás haber negociado con la compañía de telecomunicaciones sin éxito ante las duras condiciones de compra de los derechos.

Dónde ver fútbol, Moto GP y baloncesto por menos de 10 euros al mes

Así, Mediaset, que nunca había apostado en España por emitir el fútbol en cerrado hasta entonces, lanzaba una plataforma de vídeo por internet con contenido premium para competir con Movistar +  y Orange, quien también ofrece en su televisión el fútbol de Telefónica.

La compañía cuyo consejero delegado es Paolo Vasile ha ido a por todas en el mercado del fútbol de pago. Adquirió la Liga Santander, con ocho partidos por jornada; El Partidazo, el encuentro más atractivo por jornada (siempre incluye Barcelona o Real Madrid); Liga de Campeones y UEFA Europa League, y Segunda División española. 

Vivendi vuelve contra Mediaset

La solicitud de bloqueo de marca a Mediaset cobra más importancia por la figura de Vivendi, el conglomerado mediático que, además de ser propietario del grupo Canal+, está enfrentado con la compañía presidida por el hijo de Silvio Berlusconi, donde posee un porcentaje significativo del capital social.  

Vivendi, a través del fideicomiso que posee sus derechos de voto indirectos, Simon Fiduciaria, se opone a la fusión de la matriz italiana Mediaset y de la filial española, que tiene como objetivo crear un conglomerado con sede en los Países Bajos. Pero la familia Berlusconi ha sacado adelante la operación pese a sus votos en contra.

La clave ha estado en que Vivendi no ha podido ejercer todos sus derechos de voto — solo el 9,99% y no todo lo que suma en ambos vehículos— , por lo que ha recurrido a los tribunales, donde ahora se dirime quién tiene razón. 

De momento, la justicia italiana ha rechazado los recursos presentados por Vivendi. Según el Tribunal de Milán (norte), responsable de este proceso, los recursos de Vivendi y de Simon Fiduciaria no proceden, por lo que la fusión de Mediaset Italia con Mediaset España continúa adelante en este país.

Por lo que respecta a España, el juzgado de lo Mercantil número de 2 de Madrid suspendió en octubre cautelarmente la fusión, mientras resuelve la impugnación por parte de Vivendi de la Junta de Accionistas de Mediaset España que aprobó la operación.

Hemeroteca

Telefónica Mediaset
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad