El presidente de PRISA, Juan Luis Cebrian. EFE
stop

El presidente de PRISA, Juan Luis Cebrián, relevado por Manuel Polanco, hijo del fundador del grupo

Madrid, 15 de noviembre de 2017 (09:39 CET)

Cebrián ya tiene relevo al frente de PRISA. Será Manuel Polanco Moreno, vicepresidente del grupo y presidente de Prisa Audiovisual. Accederá a la presidencia de PRISA a partir del próximo enero de 2018, después de que Juan Luis Cebrián haya anunciado este miércoles en la junta general extraordinaria de accionistas que dejará el cargo.

Su nombre figuraba como posible sucesor de Cebrián, presidente ejecutivo del grupo, junto al de Jaime Carvajal Hoyos, actual consejero delegado de Grupo Arcano.

Nacido en Madrid el 12 de marzo de 1961, Manuel es hijo de Jesús Polanco y entró en 2001 en el consejo de administración de PRISA. Entre 2005 y 2007 se hizo cargo del grupo de comunicación portugués Media Capital, hasta que en 2009 accedió a una de las dos direcciones generales de PRISA.

Cebrián afirma que su sucesión al frente de PRISA es "voluntaria"

Por su parte, Juan Luis Cebrián, asegura haber pilotado su relevo."Este plan de sucesión lo puse yo en marcha voluntariamente y, desde luego, quiero que culmine en un plazo no muy grande, a final de año, por decir algo", ha explicado Cebrián en una entrevista publicada en El País.

El directivo ha asegurado que la ampliación de capital del grupo se va a "resolver muy pronto": "Creo que estamos al final de la carrera en este sentido". Cebrián ha subrayado que lleva años tratando de abandonar el cargo, que tiene "derecho al retiro" y que si no lo ha hecho aún "ha sido por sentido de la responsabilidad ante la demanda de consejeros y accionistas" para lograr estabilizar la estructura financiera de PRISA.

Cebrián se mantendrá como presidente de 'El País'

Sin embargo, una vez ejecutada su salida, se mantendrá como presidente de El País. Además, pretende que se establezca una fundación para garantizar la independencia de los medios del grupo, de la que él formaría parte.

"Yo voy a estar fuera de la compañía, pero quiero que se establezca un mecanismo institucional, una fundación, que, en el futuro, cuando yo no exista, garantice la autonomía de las redacciones y garantice la no injerencia en esa autonomía de las redacciones y de los directores de los medios en lo que es la responsabilidad del contenido de los mismos", ha adelantado.

"La idea es hacer una fundación con la contribución de El País y del Grupo PRISA y la mía", ha añadido, que tenga poder de intervención en el nombramiento y cese del director del diario y que tenga también un poder respecto a la línea editorial.

Cebrián: "Yo no voy a estar fuera de PRISA"

Cebrián, que no ha adelantado el nombre de su candidato para la sucesión, ha aseverado que habrá de tener "un perfil de identidad y de continuidad con el significado de los valores intangibles de El País". 

"Alguien que no sea un paracaidista, un extraño a lo que los medios de comunicación y los sistemas de educación constituyen y que tenga capacidades también en el sector financiero, y respeto y aprobación por parte de los accionistas de esta casa", ha finalizado.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad