El hijo del fundador de Diesel entra en la filial española

stop

Stefano Rosso es el nuevo CEO del grupo tras la salida de Daniela Riccardi

23 de enero de 2014 (21:05 CET)

Un aterrizaje de gran nivel se ha producido en Diesel Iberia. El hijo del fundador de la firma, Stefano Rosso, ha entrado en la cúpula de la filial española. Es el CEO de la compañía a nivel internacional y ahora también miembro del consejo de administración en España. Su predecesora en el cargo era Daniela Riccardi. Tras su salida de la empresa, Rosso tomó su silla, según han subrayado fuentes de Diesel Iberia.

La entrada de Stefano Rosso se trata de un relevo generacional en la empresa con el fin de que siga los pasos de su padre Renzo, presidente del grupo Only the Brave. Pero su vástago no estará sólo en la gestión del negocio español. Como presidenta seguirá Marina Tosin, con quien comparte funciones a nivel global.

Además, en el equipo de España mantienen sus cargos Gines Pont como director financiero, Susanna Gallen, jefa del departamento de recursos humanos y Oscal Bel, responsable del área de retail. Stefano Rosso ha metido un pie en la filial española, pero donde ejerce como CEO es en la central de Diesel en Breganze, Italia.

Sin nuevas aperturas a la vista

Diesel Iberia ha cerrado el último trimestre del pasado año con un incremento de las ventas del 6%. La facturación de los últimos ejercicios supera los 30 millones de euros debido a que el mercado en España es maduro y consolidado, según apuntan las mismas fuentes.

El pasado año Diesel Stores sumó un nuevo punto de venta en Palma de Mallorca, alcanzando un total de seis tiendas en todo el país --dos en Barcelona, dos en Madrid y una en Valencia--. También la compañía tiene otro establecimiento en Lisboa (Portugal). De momento, en la hoja de ruta de este año la compañía no tiene previsto abrir ningún espacio más en España.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad