El consejero delegado de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán. Foto: EFE

Iberdrola reduce su exposición a Reino Unido antes del Brexit

stop

La compañía vende el 40% del gran proyecto eólico en el país, aunque asegura que no tendrá un impacto relevante en los resultados del grupo en 2019

Madrid, 12 de agosto de 2019 (09:08 CET)

Iberdrola se protege de los posibles impactos que pueda acarrear el Brexit, sobre todo si finalmente la ruptura se ejecuta sin un acuerdo con la Unión Europea. La compañía española  ha vendido el 40% de su gran proyecto de energía eólica marina en Reino Unido, que desarrolla East Anglia One, al grupo australiano Macquarie. La filial de Iberdrola en Reino Unido,  Scottish Power Renewables, ha suscrito el acuerdo con Green Investment Group (GIG) -del grupo australiano- por un importe de 1.630 millones de libras (unos 1.756 millones de euros).

Según la información remitida este lunes a la  Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), la energética asegura que la venta no tendrá impacto significativo en los resultados consolidados para el ejercicio de 2019. Además, Iberdrola añade que la operación se enmarca en el plan de ventas de activos iniciado el año pasado, que contempla desinversiones por 3.500 milloones de euros.

No obstante, y según detalla el escrito enviado a la CNMV, la filial de Iberdrola mantendrá el control del proyecto, situado en aguas del mar del Norte, y prestará los servicios necesarios para finalizar la construcción del parque, que tendrá 714 megavatios de potencia. Así, Iberdrola mantendrá el control de la sociedad con el 60% del capital restante, y seguirá prestando servicios de operaciones y mantenimiento dentro del proyecto cuando entre en servicio en 2020.

East Anglia One es uno de los proyectos en desarrollo más relevantes de Iberdrola y la mayor inversión en renovables de la historia de la eléctrica. Según la compañía, el valor implícito del cien por cien del proyecto será de unos 4.100 millones de libras (unos 4.417 millones de euros). 

La contraprestación pactada por el 40% de East Anglia One incluye la parte proporcional de las inversiones totales que deberán acometerse para completar la construcción del parque, una operación en la que Santander CIB, la unidad de banca de inversión del Banco Santander, ha sido el asesor financiero exclusivo de Iberdrola.

Cuando entre en operación, el parque podrá suministrar energía limpia a 600.000 hogares en Reino Unido,

Apuesta por los proyectos eólicos marinos

Iberdrola tiene previsto desarrollar en los próximos años una cartera de proyectos eólicos marinos de más de 10.000 megavatios, que se articularán en tres ejes: mar del Norte, Báltico y EE.UU.

En la actualidad, la compañía española tiene en operación dos parques marinos: West of Duddon Sands, en el mar del Norte, y Wikinger, en aguas alemanas del Mar Báltico.

En EE.UU., Iberdrola promueve el parque Vineyard Wind, situado frente a las costas de Massachusetts, que tendrá 800 megavatios de potencia, mientras que en Alemania, la compañía se adjudicó en abril dos nuevas instalaciones con una potencia total de 486 megavatios: Baltic Eagle y Wikinger Süd.

A estos nuevos parques se sumará el de Saint-Brieuc, situado en aguas francesas, que tendrá una potencia de 496 megavatios y entrará en operación en 2022.

Hemeroteca

Iberdrola
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad