El presidente de Iberdrola, Ignacio Sanchéz Galán. EFE

Iberdrola eleva sus objetivos para el año

stop

La compañía gana un 17% más en el primer semestre, hasta los 1.644 millones apoyada en su plan de inversiones

Madrid, 24 de julio de 2019 (09:03 CET)

Iberdrola consolida su crecimiento. Este miércoles, de acuerdo con las cifras remitidas por la eléctrica a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), se ha constatado el impulso de las cuentas del grupo entre enero y junio y su voluntad por seguir apuntando alto.

Las inversiones récord de 3.000 millones de euros en el primer semestre permitieron a Iberdrola alcanzar un beneficio neto de 1.644 millones de euros, lo que supone un incremento del 16,6% con respecto a un año antes.

Tal y como apuntaron los analistas, Iberdrola brillaría podía sorprender. La energética que preside Ignacio Sánchez Galán obtuvo un resultado bruto de explotación (ebitda) que se situó en 4.990 millones, el 12,5% más, debido a la evolución de los negocios en Estados Unidos, México y Brasil y a la aportación del parque eólico marino alemán Wikinger. Esta expansión internacional compensa la menor contribución de los negocios de redes y renovables en España y de comercial en Reino Unido.

Los buenos resultados del semestre, unidos a la entrada en operación de nueva capacidad, los ahorros en costes y las medidas adoptadas para mejorar su eficiencia permiten que la energética mejore la previsión del crecimiento del beneficio neto para el resto del año. En el primer trimestre ya había ampliado las perspectivas para 2019, por lo que  se constata la buena evolución de las cuentas del grupo. 

“Estamos ejecutando nuestro Plan Estratégico a mayor ritmo del esperado, lo que nos permite anunciar una mejora en nuestra previsión de beneficio neto para final de año superior al 10%”, ha afirmado Ignacio Galán.

Los ingresos del primer semestre también repuntaron. Con un incremento del 3,9 % hasta junio, lograron sumar 18.281 millones, mientras que el margen bruto creció un 7,3 % hasta los 8.230 millones y el resultado neto de explotación (ebit) lo hizo un 18,3 % hasta los 2.990,7 millones de euros.

Inversiones récord

En los seis primeros meses de 2019, la compañía presidido por Sánchez Galán disparó un 23,2% sus inversiones, hasta lograr la cifra récord de 3.000 millones de euros en el mayor esfuerzo inversor de la historia del grupo para un semestre. 

Del total, el 48% de estas inversiones tuvieron como objetivo el impulso de las energías renovables, mientras que un 40% se destinó a redes reguladas de transmisión y distribución. En los últimos 18 meses la inversión ha ascendido a la cifra récord de 8.375 millones de euros. 

Como consecuencia de estas inversiones, la compañía prevé que a lo largo de 2019 entren en operación 5.250 nuevos megavatios (MW) y que el 75 % de ellos lo haga en la segunda mitad del año. Con todo ello, la eléctrica ha apuntado a una apuesta por mejorar su plan estratégico 2018-2022, con el objetivo de desarrollar 13.000 nuevos MW, lo que significaría aumentar la potencia del grupo en más de un 40 % respecto al inicio del plan.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad