Lidl o el milagro de las cremas antiarrugas a tres euros

stop

La demanda de los clientes desborda a la cadena, que se queda sin stock en apenas unos días

La crema Cien y uno de los supermercados Lidl / EFE

20 de junio de 2014 (20:26 CET)

“El éxito nos ha desbordado un poco. No estábamos preparados para ese nivel de ventas”. Son las palabras del responsable de comunicación de Lidl, Víctor de Bobes, sobre la crema antiarrugas de la marca Cien, valorada como la mejor del mercado por la Organización de Consumidores y Usuarios (OCU).

¿Un milagro? Mas bien el éxito tiene que ver con el precio del producto que no llega a tres euros. Lidl cumple, en esta caso, con su lema de La calidad no es cara. Por ello, la demanda se ha disparado de tal forma que los 530 supermercados Lidl de España se han quedado sin stock. “En general no hay existencias y los periodos de reposición no estaban gestionados para esta demanda por lo que volveremos a tener estas cremas, pero no sabemos exactamente cuando”, añade Bobes.

Una grata sorpresa

Sea como fuere, en apenas unos días las ventas se han multiplicado por 20, dejando un hueco en los lineales de la sección de cosmética que, de momento, no se cubrirá. Pero no es la primera vez que un producto de la cadena aparece en una lista elaborada por los consumidores u otros organismos, tanto nacionales como internacionales. Sin embargo, la repercusión no ha sido siempre la misma.

“No sabíamos nada de la lista de la OCU. Nos ha pillado por sorpresa. Además, no es la primera vez que un artículo o producto se cuela en algún ranking. Pero, hasta ahora, no había llamado tanto la atención como ha ocurrido con las cremas, cuyas ventas no eran antes llamativas porque no había un especial interés en ellas”, subraya el portavoz de la cadena.

Pero, en este caso, que la OCU haya encumbrado a la crema Cien de Día Q10 de Lidl como la mejor antiarrugas ha sido sinónimo de un éxito rotundo, que ha roto los esquemas del propio grupo de supermercados que cuenta con tres millones de clientes semanales.

Obtener el mismo éxito de la mano de Custo

Y si la crema milagrosa ha triunfado, la ropa diseñada en exclusiva por Custo para Lidl podría seguir el mismo camino. La colección estará disponible a partir de este lunes y será limitada. “Las expectativas son buenas y esperamos que se vendan las prendas muy rápido”, añade de Bobes.

Saldrán a la venta más de 300.000 unidades y es la primera vez que un diseñador hace una colaboración de este tipo en España. “En Estados Unidos es algo más normal pero aquí es novedad”, matiza el portavoz de Lidl. Pero, habrá que esperar unos días para ver cual es la acogida real de esta colección limitada que lleva el sello de Custo Barcelona.



Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad