Los trabajadores de TMB haràn huelga durante el Mobile World Congress

stop

Tensan la negociación con el Ayuntamiento de Barcelona para reclamar los incrementos salariales pactados en su convenio. Todavía se tiene que hacer una segunda votación porque apliquen seguro la medida

Protesta de los trabajadores de TMB ante el Palau de la Generalitat

08 de febrero de 2012 (12:28 CET)

Los trabajadores de autobuses y metro de Transportes Metropolitanos de Barcelona (TMB) han aprobado en la primera de las dos asambleas convocadas este miércoles convocar una huelga para los días 27, 28 y 29 de febrero y 1 de marzo, coincidiendo con el Mobile World Congress (MWC). De este modo, los trabajadores tensan la negociación con el Ayuntamiento de la capital catalana por no cumplir con los incrementos salariales recogidos en su convenio. Eso sí, la medida todavía está pendiente de confirmar en la segunda reunión.

Según ha confirmado a Europa Press el portavoz de la sección sindical de CGT de conductores de autobuses, Josep Garganté, los trabajadores han apoyado la iniciativa que se propuso durante las manifestaciones del 26 de enero. En la primera asamblea también han aprobado otras medidas, como ir a diferentes actas donde participio el alcalde, Xavier Trias, para "recordarle que está incumpliendo el convenio" y manifestar su rechazo a las subidas tarifarias y recortes de servicios.

A su vez, la dirección de TMB ha lamentado la huelga porque "perjudica gravemente" los ciudadanos, la economía y la imagen de la ciudad. En un comunicado, ha censurado la decisión tomada en asamblea porque "se utilizan las reivindicaciones de aumentos salariales de un colectivo concreto" para impedir el derecho a la movilidad de los ciudadanos, y perjudicar la reputación internacional de la ciudad.

Acuerdos inútiles

En este sentido, la compañía asegura que todos los intentos de llegar a acuerdos con los trabajadores han sido inútiles porque "el objetivo ha sido marcado desde el primer momento". Afirma que hay una "estrategia sindical y política y un rechazo al diálogo".

Con todo, TMB mantiene la propuesta de congelar los salarios después de cuatro años de incrementarlos en un 12% y mantener todos los puestos de trabajo de la plantilla.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad