Botín anuncia que Santander repetirá beneficio y ‘pay out’ en 2011

stop

JUNTA GENERAL

Emilio Botín

17 de junio de 2011 (12:23 CET)

Emilio Botín ha anunciado que el beneficio neto de Banco Santander se situará este año en línea con el del año pasado. Entonces ganó 8.181 millones de euros, lo que supuso una sustancial rebajada del 8,5%. La previsión está por debajo de las expectativas de los analistas. El banco cotiza sin cambios en bolsa a mediodía.

Además, Botín ha asegurado que Santander mantendrá el dividendo en 0,60 euros por acción. "Estoy convencido de que el potencial real de resultados del banco se verá reflejado en importantes tasas de crecimiento de nuestros beneficios en los próximos años", ha explicado Botín antes de asegurar que el pay out –porcentaje del beneficio que se destina a dividendos- se mantendrá en torno al 50%, agregó.

En un ambiente enrarecido después de la admisión a trámite de una denuncia presentada por la Fiscalía Anticorrupción contra Emilio Botín Sanz de Sautuola y sus cinco hijos, así como contra su hermano Jaime Botín Sanz de Sautuola y sus respectivos cinco hijos, por la presunta comisión de delitos contra la Hacienda Pública y falsedad documental, el presidente del banco ha eludido hablar del asunto. "No comento temas judiciales", zanjó Botín durante la junta.

El presidente del Santander respondió de esta manera al accionista Antonio Panea que le increpó por la denuncia por las cuentas supuestamente opacas que tenían en un banco en Suiza. Ante la insistencia del accionista, Botín recalcó que dicho asunto no figuraba en el órden del día de la junta general y le retiró el uso de la palabra después de haber sido objeto de insultos.

Los hechos denunciados arrancan de la investigación iniciada cuando las autoridades francesas informaron a la Agencia Tributaria española el 24 de mayo de 2010 de una serie de clientes que tenían cuentas en el HBSC Private Bank Suisse. La información se refería a los ejercicios de 2005 a 2009.

De vuelta al análisis del banco, el presidente ha asegurado que el comportamiento de la acción del Santander no se corresponde ni con los resultados ni con la solidez del balance. No obstante, Botín concretó que el margen de intereses se está recuperando y que la morosidad "se sitúa cerca de su máximo", por lo que el banco prevé que la tasa de impago "alcance su nivel más alto en España durante el año 2011.

Cree que la cotización está penalizada por los problemas de confianza que pesan sobre la Eurozona, así como por el castigo a los valores financieros. Botín ha defendido que con una rentabilidad por dividendo a los precios actuales del 7,5%, Santander “es claramente una excelente oportunidad de inversión.

El reto de las cajas

Emilio Botín ha asegurado también que es "clave" para la recuperación económica de España completar la reestructuración del sistema financiero, centrada en las cajas de ahorros, y "avanzar con rapidez en la recapitalización de algunas entidades y en su salida a Bolsa", para asegurar su rentabilidad.

"Es el momento de seguir trabajando para acortar la distancia con los países que están en franca recuperación", ha asegurado el banquero, quien se declaró "convencido" de que España saldrá de la crisis "como lo ha hecho siempre en momentos difíciles".

Botín ha enfatizado que "lo que es necesario se resume en tres palabras, reformas, trabajo y confianza" y que España cuenta con empresas muy competitivas y la generación joven "mejor preparada de la historia".
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad