El diésel rebasará máximos históricos en 2019 (si sigue la escalada). EFE / Sergio Barrenechea

El diésel rebasará máximos históricos en 2019 (si esta escalada continúa)

stop

El precio del diésel superará su techo de 2012 si la actual subida de precios se mantiene al ritmo de los últimos nueve meses

Madrid, 28 de septiembre de 2018 (18:21 CET)

El precio del diésel en España rebasará los máximos históricos de septiembre de 2012 si la escalada de precios permanece al mismo ritmo que ha experimentado este año.

El precio del diésel acumula casi el 8,55% de subida desde enero, uno de los mayores ritmos de crecimiento de los últimos años. Si el ascenso se mantiene a estos ritmos (sólo las tres primeras semanas de septiembre hubo subidas del 1,3%), el diésel superará los máximos históricos en 2019.

Y la fecha de precios disparados podría llegar antes si el gobierno de Pedro Sánchez logra los apoyos parlamentarios para aprobar una subida de impuestos al diésel el próximo año, tal como ha anunciado. La tasa sobre este combustible, un tema aún por aclarar en el nuevo gobierno, podría aumentar el precio y acelerar el ascenso hasta el récord histórico.  

Las últimas noticias del gobierno de Pedro Sánchez apuntan a que el impuesto del diésel se considerará o descartará en función del desempeño de los precios del petróleo, que ya han subido por encima de los 80 dólares y podrían superar los 100 dólares a partir del próximo año si Estados Unidos prosigue con las sanciones contra Irán, según los analistas.

El petróleo en máximos de cuatro años

El precio del petróleo ha superado los 80 dólares por primera vez en cuatro años y el ascenso disparará también los precios que pagan los consumidores por el combustible. La gasolina ya es un 10% más cara con respecto a septiembre del año pasado y el diésel se ha encarecido casi 14% durante el mismo período, según el Boelín Petrolero de la Unión Europea.

Los brokers y los mercados de futuros siguen apostando a subidas del precio debido a la posibilidad de mayores sanciones a Irán, la prolongación de la guerra en Siria y la negativa de los países de la Opep (que aglutina a los grandes productores mundiales salvo Estados Unidos y Rusia) a recortar su ritmo de producción en el corto y mediano plazo.

La brecha entre los precios de la gasolina y el diésel siguen estrechándose aunque todavía están lejos al hecho histórico de 2008 cuando la gasolina era más barata que el diésel. El llenado de un depósito de 55 litros cuesta esta semana 73 euros para los coches de gasolina y 68 para los de diésel.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad