El Tesoro coloca 4.524 millones con el bono español en niveles de 2006

stop

La prima de riesgo se relaja hasta los 187 puntos y la emisión de deuda se cierra con los tipos más bajos de la historia

18 de febrero de 2014 (11:57 CET)

El Tesoro Público Español ha colocado 4.523,98 millones de euros en letras a seis y 12 meses en una emisión de deuda pública que se ha dejado muy buen sabor de boca. La demanda ha superado los 14.500 millones y los tipos de interés han llegado a los niveles más bajos de la serie histórica, que empieza en 2001. “Es una subasta muy buena que ya se esperaba por la trayectoria de la deuda periférica de la última semana”, detalla el analista de Self Bank Julián Lirola.

La prima de riesgo española se ha relajado en el momento de la emisión hasta los 187 puntos. “Está al 3,54%, un nivel comparable al de 2006 y sólo el 0,80% por encima de lo que se pide a países como Estados Unidos”, relata Fernando Catalina, analista de XTB. Ambos profesionales destacan que los mercados han digerido muy bien el cambio de Gobierno en Italia. “Especialmente las reformas anunciadas por el futuro primer ministro, Matteo Renzi”, añade Lirola.

Transmitir seguridad


A este escenario de estabilidad se le debe sumar las previsiones de que a finales de semana la agencia Moody's pasará de nuevo revista a la economía española y elevará su perspectiva de negativa a estable. “Los periféricos empezamos a transmitir seguridad, por eso se ha iniciado el trasvase de capitales de los inversores de bonos seguros a otros más rentables”, destaca Catalina.

El Tesoro ha colocado 929,87 millones en letras a seis meses. Las peticiones han superado en 5,9 veces lo subastado y el tipo medio ha pasado del 0,510% al 0,382%. En cuanto a las letras a 12 meses, se han captado 3.594,11 millones de euros. Los inversores han pedido 2,5 veces más del papel vendido y el margen se ha reducido del 0,726% al 0,618%.

Optimismo moderado

Ambos analistas coinciden en mostrar un optimismo moderado ante la evolución de la economía española. Catalina recuerda que la deuda pública ha llegado a su máximo histórico, el 94% del PIB español, y Lirola que Bruselas ha marcado el límite de déficit del 3,7% para este ejercicio.

“El Gobierno no debe caer en la complacencia y seguir con las medidas para fomentar la competitividad”, avisan los analistas.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad