El presidente de la CEOE, Antonio Garamendi. /EFE/Dafne Pérez

La CEOE se une a Funcas: el PIB español crecerá menos del 2% este año

stop

Esta nueva estimación aumenta la presión sobre Pedro Sánchez para que reconozca el frenazo de la economía española

Madrid, 10 de octubre de 2019 (13:59 CET)

Antonio Garamendi no descarta que la economía española crezca por debajo del 2% en 2019, reiterando las mismas previsiones que Funcas de este miércoles. El presidente de la Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE) ha asegurado en un desayuno organizado por Nueva Economía Forum que España se encuentra inmersa en una desacaleración que podría moderar el crecimiento económico.

"¿Hay desacleración? Sí. ¿Hay crisis? De momento, no", ha dicho Garamendi, que ha indicado que el crecimiento dependerá "del trabajo que hagamos, de cómo lo hagamos y de la responsabilidad que tengamos". La semana pasada, la ministra de Economía en funciones, Nadia Calviño, admitó la posibilidad de que el Gobierno en funciones de Pedro Sánchez rebaje sus previsiones sobre el ritmo esperado para la economía española, fijado en el 2,2%.

El recálculo del PIB español desde 2016 por parte del Instituto Nacional de Estadística (INE) y del Banco de España, publicado en septiembre, propició que la titular de Economía en funciones reconociese que el crecimiento se ha ralentizado en los últimos tres años. Sin embargo, Calviño aseguró que esto no produciría "un cambio sustancial" en sus análisis a pesar de que no se cumpliesen las expectativas del Ejecutivo. En la jornada de ayer, la ministra de Hacienda en funciones, María Jesús Montero, emuló a Calviño y tampoco desveló si el crecimiento previsto seguirá siendo del 2,2%

Garamendi ha pedido "optimismo" durante su intervención. El presidente de los empresarios españoles considera fundamental "estar orgullosos de nuestro país y vender que merece la pena". En este sentido, ha abogado por abordar "grandes pactos de Estado" y "hacer las reformas que sean necesarias" sin caer en los "efectos partidistas o de campaña electoral". Precisamente, Garamendi se ha referido a una de las promesas lanzadas esta semana por el PSOE: elevar las pensiones conforme al IPC de cara al próximo año. 

La iniciativa afectaría a nueve millones de jubilados que podrían traducirse en otros tantos millones de votos y fue aplaudida en la jornada de ayer por Montero, que aseguró que se incluirá en el borrador de los presupuestos generales que el Ejecutivo enviará a la Comisión Europea en unos días.

Garamendi, por su parte, ha considerado que tanto la subida de las pensiones como el incremento en los sueldos públicos del 2% -que también se incluirá en el documento que Calviño mandará a Bruselas- debería salir de un acuerdo entre los grupos parlamentarios y contando con la patronal y los sindicatos. "Si se quiere hay mucho tiempo para poder hablar de eso", ha dicho Garamendi, en referencia a debatir las medidas tras las elecciones del 10-N. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad