Moody's celebra el fin del kirchnerismo en Argentina

stop

La agencia de rating mejora a positiva la perspectiva de la deuda soberana argentina ante la expectativa de "políticas positivas para el crédito"

Economía Digital

Mauricio Macri, líder opositor al 'kirchnerismo', se alza con la victoria a la presidencia de Argentina / Reuters
Mauricio Macri, líder opositor al 'kirchnerismo', se alza con la victoria a la presidencia de Argentina / Reuters

en Barcelona, 25 de noviembre de 2015 (13:03 CET)

Con lo que tardaron las agencias de calificación en ver la crisis griega o la caída de Lehman Brothers, y lo rápido que han visto la recuperación de Argentina. Sólo tres días después de la victoria del opositor Mauricio Macri en las elecciones presidenciales, Moody's lo ha celebrado con una mejora de las perspectivas.

La agencia ha elevado de estable a positiva la perspectiva del rating 'Caa1' de la deuda soberana de Argentina tras la victoria de Macri. Moody's confía en que el cambio político contribuirá a la aplicación de políticas más adecuadas para el perfil de crédito, incluyendo llegar a una resolución con los acreedores del país austral que no aceptaron el canje de bonos.

"El cambio de perspectiva se fundamenta en la opinión de que la elección de Mauricio Macri aumentará la probabilidad de que se implementen políticas positivas para el crédito", explica la agencia.

Mejora del entorno institucional y económico

Además, Moody's espera que el nuevo Gobierno argentino dedicará esfuerzos a mejorar el entorno institucional y económico durante los próximos meses mediante reformas encaminadas a hacer frente unos persistentes niveles de inflación y escasa rendición de cuentas.

En este sentido, la agencia señala la intención del nuevo Ejecutivo de cambiar la dirección del banco central para que la reducción de la inflación sea un objetivo clave, así como de establecer legalmente la independencia del instituto emisor argentino.

Asimismo, el Gobierno entrante se ha comprometido a mejorar la calidad e independencia de las estadísticas económicas, que desde 2007 se han distanciado de manera creciente de las estimaciones del sector privado.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad