Una ciudad de EEUU demanda al Santander por discriminar a minorías

stop

La denuncia alega que entre 2009 y 2012 la entidad redujo los créditos hipotecarios en vecindarios hispanos

El alcalde de Providence, Ángel Taveras I EFE

30 de mayo de 2014 (13:24 CET)

La ciudad norteamericana de Providence le ha declarado la guerra judicial al Banco Santander. La localidad del estado de Rhode Island ha presentado una denuncia que alega que, entre 2009 y 2012, la entidad financiera redujo los créditos hipotecarios en vecindarios hispanos, mientras expandía “de forma activa su negocio” entre los ciudadanos de raza blanca.

La ciudad está gobernada por el dominicano, Ángel Taveras, quien considera que el Santander “violó” los términos de legislación federal, informa El País. Al frente de la demanda se encuentra el abogado John Relman, especializado en casos de discriminación racial en el ámbito financiero. La entidad presidida por Emilio Botín, por su parte, niega las acusaciones y asegura que se defenderá de ellas.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad