Asens, Pisarello y Colau, en el Ayuntamiento de Barcelona. EFE/Quique García

Ada Colau sufre una desbandada de su equipo municipal

stop

Solo cinco de los once concejales de Barcelona en Comú que empezaron el mandato repetirán en la lista de Colau en las próximas municipales

Barcelona, 09 de marzo de 2019 (04:55 CET)

Cuatro años después de que Ada Colau consiguiera la alcaldía de Barcelona, solo cinco de los 11 ediles de Barcelona en Comú que empezaron el mandato repetirán en la candidatura de cara a las municipales del 26 de mayo, incluída la propia alcaldesa, que a la pérdida de su número dos, Gerardo Pisarello, anunciada ya en diciembre, tiene que sumarle la de otro de sus hombres de confianza: Jaume Asens.

En teoría, Asens iba a seguir, y así se había anunciado cuando Colau presentó a los 10 primeros nombres de su candidatura, en la que el ahota teniente de alcalde de Derechos de Ciudadanía, Cultura, Participación y Transparencia iba de número cuatro. Pero la convocatoria de elecciones generales el 28 de abril ha removido el tablero de juego, y Asens ha anunciado esta semana que encabezará una lista de unidad para concurrir a las primarias en las que Catalunya en Comú escogerá a sus candidatos al Congreso. En esa lista también está Pisarello, que en principio iba a concurrir a las europeas que también se celebran el 28-A. 

Asens y Pisarello son dos figuras muy relevantes para Colau. No solo han sido estos cuatro años miembros del núcleo duro de su gobierno, sino también los concejales que más desacomplejadamente se han alineado con el soberanismo tanto a la hora de reclamar un referéndum como por lo que respecta al llamado "eje antirepresivo" de la estrategia independentista, así que son nombres importantes además en todo lo que tenga que ver con un eventual acercamiento de los  comunes a ERC.

Ortiz, Montaner y Colom, tampoco

A ellos, hay que sumarles una tercera teniente de alcalde que no repetirá en las listas. Se trata de Laia Ortiz, que deja sola a Janet Sanz como representante de ICV en la confluencia municipal encabezada por Colau. Pero las relaciones de la ecosocialista con el entorno de Colau no eran las mejores, precisamente, así que no la van a echar de menos. En la lista ya se sabía que no repetirían otros dos concejales que se han circunscrito a un papel secundario y han cruzado el mandato sin hacer ruido: Josep Maria Montaner y Agustí Colom

Asens ya sonó para ir al Congreso a los pocos meses del gobierno de Colau, pero la  propia alcaldesa vetó su -deseado- salto a la política española porque en aquellos comicios de diciembre de 2015 ya perdió a otros dos miembros de su equipo, el concejal Raimundo Viejo y una figura mucho más importante para la alcaldesa: Xavier Domènech, hasta entonces comisionado de Memoria y pieza clave en la sala de máquinas de Barcelona en Comú.

Domènech encabezó la lista a las generales y luego asumió las riendas de los comunes en Catalunya mano a mano con Colau, pero el verano pasado arrojó la toalla, y su marcha agravó una crisis que por el momento ya se ha cobrado la marcha de la exportavoz en el Parlament Elisenda Alamany y que también puede pasar factura a las expectativas electorales de la alcaldesa. 

Así pues, en la lista, además de Sanz y la propia alcaldesa, repiten las concejales Gala Pin, Laura Pérez y Mercedes Vidal -esta última, única representante de EUiA- además de Eloi Badia, que no entró al principio de mandato en el gobierno municipal pero se incorporó en sustitución de Viejo.

Subirats, la nueva mano derecha

Colau ha tratado de minimizar la desbandada con tres fichajes. El primero, el de Joan Subirats, uno de los ideólogos y fundadores de Barcelona en Comú, que acabó asumiendo el comisionado de Cultura tras la salida del PSC del gobieno municipal, y que, en ausencia de Pisarello, asume el papel de número dos y mano derecha de la alcaldesa.

Pero además, Colau también integró en su lista al que fue líder del grupo socialista en el Ayuntamiento Jordi Martí, actual gerente municipal, y a la diputada de En Comú Podem en el Congreso Lucía Martín. Se suponía que ella iba a ir de número seis, y Martí, en el octavo lugar. Pero Asens iba de cuatro, y los comunes tienen ahora pendiente decidir quien ocupa su puesto.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad