El presidente del Senado, Manuel Cruz, en una imagen de archivo.

El presidente del Senado tira la toalla con Quim Torra

stop

Manuel Cruz, máximo representante de la Cámara Alta, apunta que partidos como Vox es mejor tenerlos dentro que fuera del Parlamento

Barcelona, 29 de junio de 2019 (19:53 CET)

El presidente del Senado, el socialista Manuel Cruz, autor de Dar(se) cuenta (ED Libros), tira la toalla con el president de la Generalitat, Quim Torra, y asegura que hasta que no exista un nuevo Gobierno en Cataluña no habrá diálogo. 

En declaraciones en una entrevista del programa 'Parlamento' de RNE recogidas por Europa Press, Cruz ha asegurado que el Parlament necesita un cambio: "Yo creo que hemos de empezar a dialogar con las personas que tengan una perspectiva de futuro y que, de alguna manera, puedan representar bien a su propia parte". 

El político catalán ha destacado la falta de diálogo para llegar a acuerdos "satisfactorios" para todas las partes dentro del marco legal. El presidente de la Cámara Alta apuesta por empezar a atajar la crisis en Cataluña y se ha mostrado convencido de que existen "puntos de acuerdos" sobre los que empezar a trabajar. 

Cruz hace estas declaraciones un mes después de la entrevista en El País en el que dejaba claro que hasta que el juicio del procés no termine no se va a normalizar la situación en Cataluña. Allí, el socialista apuntaba que una sentencia absolutoria podría suavizar la tensión política. 

No es partidario del 155

Tras dejar claro que en estos momentos no se dan las condiciones para aplicar el artículo 155 de la Constitución en Cataluña, Manuel Cruz ha defendido que un Estado federal podría ser "una buena solución" para España y para Cataluña. Y ésta, ha apuntado, no es una cuestión "doctrinal" sino "pragmática".

El socialista no cree que sea bueno tomar decisiones en términos de solucionar "uno de los problemas que tiene España" porque, a su juicio, se corre el riesgo de que "si se diseña una situación exclusivamente para una parte, el resto piense que esa solución no les conviene".

La entrada de Vox en el Congreso

Preguntado sobre si cree que a partidos como Vox es mejor tenerlos dentro o fuera del Parlamento, Cruz ha puntualizado que una cosa es que estén dentro y otra muy distinta que se llegue a acuerdos con ellos. Aún así, ha concretado que si se integran en las instituciones "espera" que la la mayor parte de las propuestas "extravagantes" que plantea el partido de Abascal se "abandonen". 

En este punto, ha recordado que en su día se elogió al ex ministro franquista y ex presidente de Alianza Popular (AP) Manuel Fraga por haber logrado "integrar" en la democracia al franquismo. "No me parecería mal que se integrara a Vox en planteamientos democráticos convencionales –ha indicado–. Lo que me preocuparía sería que los planteamientos democráticos se traicionaran a sí mismos y por un mero cálculo electoral se terminaran asumiendo posiciones de Vox".

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad