El PSOE descarta una batalla interna por el proceso de renovación

stop

El secretario de organización, Óscar López, asegura que las primarias se contemplan en las normas por lo que la nueva dirección tendrá que convocarlas

El número tres del PSOE, Óscar López I EFE

27 de mayo de 2014 (11:08 CET)

El PSOE se enfrenta a una de sus etapas de regeneración más controvertida. Un cambio de dirección tras un resultado electoral “duro”, en palabras de Elena Valenciano. Pero el proceso de renovación, que contempla primero un congreso y después primarias, no supondrá una batalla interna entre socialistas, según el secretario de organización del PSOE, Óscar López.

El número tres ha recordado que el proceso de primarias para elegir candidato se contempla en las normas de la formación política, de manera que la dirección que salga del congreso tendrá que convocarlas.

“Decisión drástica”

El socialista también ha asegurado en la Cadena Ser que su partido ha tomado nota del resultado electoral, de ahí a que haya tomado una “decisión drástica” como aceptar la renuncia del líder del PSOE, Alfredo Pérez Rubalcaba.

Respecto a Catalunya y su liderazgo interno, López ha considerado que “más allá de los nombres”, lo que importa es que se mantenga la posición política frente al reto soberanista.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad