Oficinas de Fitch Ratings en Nueva York | EFE

Fitch mantiene la deuda de Cataluña como bono basura

stop

La agencia de calificación considera que Cataluña está mejorando su comportamiento fiscal pero continúa "débil"

Barcelona, 22 de octubre de 2018 (13:27 CET)

Fitch mantiene la nota de Cataluña en un nivel de bono basura. La agencia de calificación deja así la deuda soberana en una calificación BB con perspectiva estable porque considera que la comunidad continúa “débil”. Las notas positivas de cara al futuro, no obstante, son dos: la región mejora en su comportamiento fiscal y ve que la crisis política tuvo “poco impacto” sobre la economía catalana.

En un comunicado, Fitch asegura que esta estimación del valor de la deuda a largo plazo “refleja la debilidad de Cataluña”, aunque también “la mejora del desempeño fiscal” en 2017, con una carga de deuda directa y financiera “moderadamente alta”.

Fitch considera que la crisis catalana tuvo "poco impacto" en la economía

Con la perspectiva en nivel estable, la agencia apuesta también por la mejora gradual del desempeño fiscal de la comunidad catalana, con una reducción de la deuda directa hasta situarse en alrededor del 280–290% de los ingresos actuales para 2020.

Fitch explica que los datos del PIB de Cataluña demuestran que "ha habido poco impacto en la economía de la crisis política en Cataluña”, cuyo crecimiento fue del 3,3% frente al 3,1% de 2017.

Fitch, más pesimista que Moody’s

La actualización de Fitch es más pesimista que la que hizo hace solo tres días, el pasado viernes 20 de octubre, la agencia de calificación estadounidense Moody’s. La firma con sede en Nueva York mejoró la calificación de Cataluña con perspectiva "estable".

En su análisis, Moody’s subió de "negativa" a "estable" la perspectiva del rating para Cataluña porque consideró como “limitado” el efecto que la declaración de independencia tuvo en el crecimiento anual real del Producto Interior Bruto (PIB) en la economía catalana.

En este sentido, recalca que el sector de la industria, que representa el 20% del PIB de la región (frente al 16% a nivel nacional), se mantuvo “aparentemente intacto, creciendo por encima del nivel nacional” y evidenciado por un fuerte índice de producción industrial. 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad