La sonda Juno llega a la órbita de Júpiter tras cinco años en el espacio

stop

La Nasa ha culminado este lunes su viaje al mayor planeta del Sistema Solar para investigar sus orígenes

Representación de la sonda Juno en Júpiter cedida por la Nasa / EFE

Cabo Cañaveral (EEUU), 05 de julio de 2016 (08:33 CET)

La sonda espacial estadounidense Juno coronó el lunes un viaje de cinco años a Júpiter, con un encendido de su motor que le permitió ingresar en su órbita para investigar los orígenes del planeta más grande del sistema solar, según informó la Nasa. La sonda encendió su motor principal la pasada madrugada, lo que le permitió desacelerar para poder ser capturada por la gravedad del planeta.  

Juno, lanzada desde Florida hace casi cinco años, debía estar ubicada en el punto exacto, encender su motor en el momento preciso y mantenerlo funcionando durante 35 minutos para convertirse en la segunda sonda espacial que orbita en torno a Júpiter.  

Si algo salía mal en cualquiera de esos pasos, Juno habría pasado de largo más allá de Júpiter, incapaz de completar su misión de 1.000 millones de dólares.  

Una vez que comience su misión científica de 20 meses, Juno volará en órbitas en forma de huevo para captar imágenes a través de las gruesas nubes del planeta, mapear su colosal campo magnético e investigar su aplastante atmósfera en busca de evidencia de una núcleo interno denso.

La sonda también buscará agua en la atmósfera de Júpiter, un criterio clave para averiguar a qué distancia del Sol se formó este gigante gaseoso.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad