La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau

Un sindicato se revuelve contra Colau por discriminación en la Urbana

stop

El sindicato CSIF denuncia al Ayuntamiento de Barcelona por marginar de la Guardia Urbana a agentes que han sufrido una discapacidad

Barcelona, 15 de abril de 2019 (17:15 CET)

El caso de jubilación forzosa de un miembro de la Guardia Urbana con discapacidad ha hecho que los sindicatos pongan en su punto de mira a Ada Colau. La Central Sindical Independiente y de Funcionarios (CSIF) ha denunciado a la alcaldesa de Barcelona por discriminar aquellos miembros de la policía local que sufren algún tipo de discapacidad. 

CSIF sostiene que el gobierno de Colau no respeta las directivas españolas, europeas y de las Naciones Unidas sobre el derecho de los trabajadores a ejercer una segunda posición si no pueden desarrollar la primera, tal y como, apunta el sindicato, ya aplican los cuerpos de los Mossos d'Esquadra, los bomberos y las policias locales de otros municipios catalanes.

Según el el reglamento de la policia municipal de Barcelona, la Guardia Urbana debe readmitir y asignar una segunda posición a aquellos agentes con discapacidad cuya situación les permita desarrollar otra posición. 

Testimonios contra Colau

El sindicato de funcionarios se basa en los casos de varios agentes, que ya ha presentado delante del Tribunal Supremo de Justicia Constitucional. Concretamente, se fija en el caso de un agente de 53 años al que obligaron a jubilarse de forma anticipada. Este agente sufre una discapacidad permanente total, pero el Tribunal Médico lo ha considerado apto para desarrollar una segunda actividad. 

Se añade también el caso de otro policía de 31 años con una discapacidad sobrevenida, al que se expulsó del cuerpo de la Guardia Urbana sin poder ser admitido a una segunda actividad. Este acudió a las Naciones Unidas, que el pasado 2 de abril reconocieron la situación en la que se encontraba el ex agente. 

 

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad