El CIS vuelve a ir por libre: da la victoria al PSOE en Castilla y León

La institución pública dirigida por José Félix Tezanos corrige sus cifras, después de otorgar una estimación de voto del 0,4% a 'Soria Ya' en Segovia, donde no se presenta

El secretario regional del PSOE en Castilla y León, Luis Tudanca durante un acto electoral en León este sábado con motivo de la campaña electoral para las elecciones del próximo 13 de febrero. EFE/J.Casares

El Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS) ha vaticinado que el PSOE será la primera fuerza política en las elecciones anticipadas de Castilla y León que se celebrarán el 13 de febrero. La institución que preside José Félix Tezanos se ha desmarcado de las tesis que manejan las principales empresas privadas de demoscopia para aupar al primer puesto a Luis Tudanca.

El estudio preelectoral estima que el candidato socialista obtendrá el 30,8% de los votos a favor en los comicios autonómicos, lo que le serviría para hacerse con un botín de entre 25 y 34 escaños en el Parlamento de Castilla y León. La horquilla en la traslación del resultado a diputados es tan amplia que las posibilidades para gobernar prácticamente cambian en función del escenario.

A pesar de copar el primer puesto de la tabla, los resultados serían peores que en las elecciones de 2019. Tudanca ya logró amasar el 34,8% de las papeletas en los pasados comicios autonómicos y conseguir 35 diputados en la cámara. Sin embargo, los malos resultados del resto de socios de la bancada de la izquierda le dejaron relegado a la oposición.

En todo caso, el CIS ha colocado a Tudanca por delante de Alfonso Fernández Mañueco que sí que lo consideran como hipotético ganador las principales encuestas privadas de demoscopia. El cabeza de lista del Partido Popular lograría el 29,8% de los apoyos de los electores, lo que se traduciría en un resultado de entre 27 y 32 escaños.

Los resultados están algo por debajo de la cifra de 2019. Entonces, el mismo candidato logró el 31,5% de los votos y 29 representantes. Los electores le dejaron como la segunda fuerza política, pero su alianza con Ciudadanos le permitió llegar hasta la Presidencia.

El CIS mantiene vivo a Ciudadanos en la pugna

A pesar de la ligera ventaja socialista, el escenario que muestra el CIS refleja prácticamente un empate técnico entre Tudanca y Mañueco. Ninguno de los dos lograría rebasar la mayoría absoluta de 42 escaños, por lo que necesitarían apoyo del resto de grupos en un Parlamento muy fragmentado. Tanto los partidos llamados a apuntarlas ambos bloques como las formaciones regionalistas se antojan cruciales.

En el lado de la derecha, destaca la supervivencia de Ciudadanos. La formación de Francisco Igea saldría viva después de la ruptura de la coalición del Gobierno y lograría el 7,9% de los apoyos en las elecciones. El resultado sería de entre 2 y 5 escaños. Aunque su peso cae con fuerza frente a los 13 que lograron en 2019, sí que podrían jugar un papel como llave de gobierno.

Francisco Igea
El candidato de Ciudadanos en Castilla y León, Francisco Igea

Vox lograría el 9,3% de los apoyos, lo que se traduciría en una horquilla de entre 4 y 8 diputados autonómicos. El cálculo del CIS muestra como sus expectativas se han multiplicado después de conseguir solo un representante en 2019. Sin embargo, los números no dan para que pueda formar una coalición solamente con el PP y gobernar sin apoyo de otras fuerzas.

Tampoco Unidas Podemos parece que vaya a desatascar la aritmética parlamentaria. La formación morada obtendría el 7,9% de los votos, lo que le sitúa en cuarta posición. Su resultado sería de entre 2 y 5 escaños, lo que hace imposible una coalición de izquierdas como la del Gobierno de España sin apoyos de las formaciones regionalistas.

Soria Ya sería la fuerza más votada en su provincia

Con este panorama sobre la mesa, las encuestas dan un papel protagónico a las formaciones regionales para decantar la balanza a un lado u otro. La Unión del Pueblo Leonés conseguiría sumar el 4% de los apoyos (2-3 escaños), Por Ávila el 1,1% (1) y Soria Ya el 1,6% (2,3%).

Especialmente notorios han sido los resultados que ha conseguido Soria Ya en su provincia, donde se auparía como la primera fuerza política por encima de los dos partidos tradicionales del bipartidismo. Eso sí, la encuesta del CIS muestra claroscuros porque daba una estimación de voto del 0,4% de la formación en Segovia, donde no se presenta. El porcentaje no estaba sujeto a la consecución de ningún escaño, aunque la institución ha tenido que corregirlo.