El incentivo de ERC para el tripartito: sus altos cargos y asesores se llevan ahora 32 millones

Son casi 370 puestos políticos entre altos cargos y personal eventual en el hasta ahora Ejecutivo de ERC. Pese a ir a la oposición, algunos cargos intermedios podrían salvarse en un Ejecutivo de Salvador Illa, influyendo en el debate sobre los pactos

El presidente de la Generalitat, Pere Aragonès. Foto: EFE/Alejandro García

Recibe nuestra newsletter diaria

O síguenos en nuestro  canal de Whatsapp

Tras la victoria de Salvador Illa en las elecciones catalanas, ERC tiene la llave para alumbrar un nuevo tripartito en Cataluña, liderado por el PSC y apoyado también por los Comuns. Esto, o entregarse de nuevo a Carles Puigdemont y resignarse a nuevas elecciones, es el dilema que ronda ahora a los ‘republicanos’. El ya dimitido ‘president’ Pere Aragonès ha afirmado que ERC estará en la oposición. Sin embargo, renunciado uno de los líderes y con el otro medio ausente (Oriol Junqueras), las fuerzas orgánicas del partido tienen motivos para pensarlo un poco mejor: en concreto, 32 millones de motivos, que son los euros que se reparten en la actualidad los altos cargos, asesores de confianza y ejecutivos nombrados en la Generalitat por el Gobierno que ha liderado en solitario ERC durante la recta final de este mandato.

Puede que ERC rechace entrar en la primera línea del Gobierno y se aferren a la ‘dignidad’ de la oposición. Pero hay una serie de cargos intermedios, de secretarios generales a directores y subdirectores generales, así como asesores eventuales, que podrían negociar permanecer en el Ejecutivo catalán con la presidencia de Illa. Naturalmente no serían todos, pero quizás una parte de los casi 370 altos cargos y asesores, con sueldos entre los 86.380 y 137.500 euros al año.

Según los datos más recientes de transparencia de la Generalitat, hay un presupuesto aproximado de 31.877.659 euros al año destinados a los sueldos de altos cargos, altos directivos y personal eventual, un monto donde casi 12 millones de euros corresponde a 160 asesores de confianza, según datos recabados por ECONOMÍA DIGITAL.

‘Amarrar’ puestos en esta segunda línea de administración supondría una operación similar a la que se produjo en el Ayuntamiento de Barcelona cuando, tras la derrota de Ada Colau, el socialista Jaume Collboni aceptó mantener en nómina una serie de cargos intermedios del ámbito de los ‘comuns’.

Aunque es improbable que ERC se quede siquiera con la mitad de la plantilla, es necesario mencionar que el departamento de la Presidencia es el que más recibe: 8.780.926 euros al año distribuidos entre, hasta ahora, 104 puestos poíticos.

Pere Aragonés (137.506); Sergi Sabria y Laura Vilagra (121.952 cada uno); Núria Cuenca, Xavier Bernadi, Silvia Grau y Joan Ridao (121.564 cada uno) perciben los montos más altos en dicha área.

Por otra parte, la retribución anual de los consellers es de 122.00 euros, al igual que los directores generales perciben, en promedio, 93.000 euros anuales.

Las consellerias que cuentan con mayor presupuesto para las remuneraciones de sus altos cargos y asesores son Acción climática, Acción Exterior; Derechos Sociales; Economía y Hacienda; Empresa y Trabajo; y Territorio.

En específico, Acción Exterior desembolsa 3.496.888 euros al año para sus altos cargos, de los que 672.019 euros se reparten entre 9 puestos eventuales. El departamento de Acción Climática hace lo mismo con 1.836.590 euros, donde 487.424 euros corresponden al personal de confianza.

Economía, Derechos Sociales, y Empresa y Trabajo destinan para las remuneraciones 1.945.547, 1.740.281 y 1.940.625 euros, respectivamente. Cada una tiene ocho puestos eventuales, cuyos sueldos oscilan entre 62.000 y 86.000 al año.

La Generalitat actualmente se encuentra sin un presupuesto aprobado, después de que el presentado por Aragonés fuera tumbado el pasado marzo por Junts y los comunes.

En el documento, el gasto previsto no solo era de 43.673 millones, una cifra un 6,3% mayor que la del año pasado, sino que el personal público llega hasta las 290.196 personas, un 2,6% más en comparación con el mismo periodo.

Empresas públicas

Las instituciones y empresas públicas también cuentan con remuneraciones atractivas, según los datos de la Generalitat.

En el caso de Ferrocarriles de la Generalidad de Cataluña, el presidente, Antoni Segarra, percibe 121.952 euros al año, mientras que la presidenta de la Corporación Catalana de Medios Audiovisuales, Rosa Romá, unos 121.951 euros.

En tanto, el Consorcio Mar Parque de la Salud desembolsa unos 126.270 euros para su gerenta, Olga Pane, y el Teatro Nacional de Cataluña le abona unos 121.952 euros a su directora artística, Carmen Portacelio.

Algunas entidades públicas que pagan entre 91.954 y 97.191 euros a sus directores o gerentes son Aeropuertos Públicos, Infraestructuras ferroviarias, la Agencia Catalana del Agua y la Agencia de Residuos de Cataluña, entre otros.

Comenta el artículo
Avatar

Recibe nuestra newsletter diaria

O síguenos en nuestro  canal de Whatsapp