José Montilla es el ‘expresident’ que más gasta

El exlíder del PSC, de camino a Enagás, es el president que ha tenido un salario más alto y el que más gastos tiene en su oficina de antiguo Molt Honorable

Diez años después de tener que abandonar el Palau de la Generalitat, José Montilla continúa siendo el president mejor pagado de la historia (154.103 euros euros anuales). Desalojado de la plaza Sant Jaume, Montilla abrió una oficina como expresident y, según los últimos datos disponibles (2018), la suya es que más gastos comporta, por encima de los despachos de Artur Mas, Carles Puigdemont y Pasqual Maragall.  

El socialista, que ha fichado por Enagás como consejero independiente, tiene decidido mantener su oficina de expresident, a cargo de la Generalitat, una vez que la junta de accionistas de la gasista apruebe su designación.

Debe renunciar, en cumplimiento de la ley, a la pensión que le corresponde como expresidente catalán, puesto que es incompatible con una remuneración privada. Pero puede mantener, y mantendrá, su equipo de colaboradores y su despacho en la avenida Diagonal junto a Rambla Catalunya de 310 metros cuadrados, cuyo alquiler anual cuesta 101.076,19 euros.

Según la última memoria de actividades publicada por Montilla, la de 2018, ocho años después de su salida del Palau de la Generalitat, la oficina de Montilla informó de gastos por un importe de 48.295,61 euros, buena parte de los cuales (37.000 euros) fueron para mantener su equipo de seguridad.

Ese año, el expresident del Govern participó en 80 actos y en 105 reuniones, una cuarta parte de ellas con empresarios y actores económicos. En aquel entonces aún era senador por designación del Parlament de Cataluña y, por tanto, no percibió remuneración como expresidente puesto que no se pueden percibir dos salarios públicos.

Esos 48.295 euros solo reflejan los gastos por la actividad de su despacho, pero no el coste total de la oficina, ya que los desembolsos por personal, alquiler, consumos y mantenimiento se gestionan desde el departamento de Presidencia de la Generalitat y no son incluidos en las memorias anuales.

Los expresidents, según su propio estatuto, tienen derecho a contratar a tres colaboradores a su servicio, también a un automóvil de representación con chófer incluido y a los servicios de seguridad necesarios.

El gasto de personal de la oficina de Montilla superó los 209.000 euros. A esta cantidad hay que añadir los 101.000 del alquiler de la oficina, 36.000 euros para tareas de limpieza y los casi 50.000 euros de gastos ordinarios. El coste total se sitúa, por tanto, en torno a los 400.000 euros.

Montilla, Mas, Puigdemont y Maragall

El gasto de la oficina de José Montilla en 2018 fue ligeramente superior al de su sucesor en el gobierno de Cataluña. Artur Mas reportó en este sentido gastos por 47.922,84 euros en 2018, siendo los dos expresidents más caros para el erario público durante ese ejercicio, toda vez que la oficina de Maragall gastó 13.955,37 euros y la de Puigdemont 13.711,85 euros. 

Por cuestión de antigüedad de sus cargos, las de Montilla y Maragall son las oficinas de expresidents que más memorias anuales han publicado en la web de la Generalitat: cuatro años cada uno, de 2015 a 2018. Pero, de los dos, el futuro consejero independiente de Enagás fue el que más dinero del erario ejecutó durante ese cuatrienio: todas sus cuentas de esos años suman un total de 169.155,29 euros, frente a los 112.705,03 euros de la oficina de Maragall.

El Parlament exige explicaciones

El fichaje de Montilla por Enagás le llevará a comparecer en el Parlament de Cataluña, dado que todos los partidos, excepto el PSC y el PP, han exigido que ofrezca explicaciones sobre por qué pretende mantener abierta su oficina con tres empleados siendo consejero de la gasista y, en este sentido, que renuncie a las prebendas.

Pero el expresident quiere mantener el vehículo oficial y la escolta que se pagan con fondos públicos, pese a que su salario en la compañía gasista será de al menos 160.000 euros anuales.

Pocos días antes de que trascendiera su fichaje por Enagás, el Parlament subió el sueldo de los expresidentes de la Generalitat. La medida causó controversia por estar escondida en un decreto económico contra el coronavirus. Incluso desde el PSC se criticó esta subida de las pensiones de los expresidents

El récord histórico de Montilla

Montilla ha sido el presidente de la Generalitat con el sueldo más elevado de la historia. Su retribución superó la de sus antecesores, Jordi Pujol y Pasqual Maragall, pero también la de sus sucesores: Artur Mas, Carles Puigdemont y Quim Torra.

En 2011, en su ultimo año en el palacio de la Generalitat, Montilla se embolsó 154.103 euros euros brutos. En la última semana de aquel año, fue relevado por Artur Mas, que cobró en 2012 un total de 133.742 euros porque se aplicó una reducción salarial debido a la crisis y se eliminó una paga extraordinaria.

El sueldo de Puigdemont antes de su huida era de 139.586 euros. Montilla incluso superó la actual retribución de Torra, que acaba de elevar su salario hasta los 153.235 euros brutos anuales. 

Suscríbase a nuestro canal de Telegram para estar informado con las últimas noticias sobre política en Cataluña