La UE no convence a Astrazeneca de que le entregue dosis del Reino Unido

La reunión entre Astrazeneca y la Comisión Europea finalizó sin acuerdo. La farmacéutica se resiste a entregar a Bruselas dosis que tiene previstas para el Reino Unido

Anoche se celebró un encuentro de casi tres horas entre Astrazeneca y representantes de la Comisión Europea para abordar el retraso en la entrega de vacunas. La farmacéutica británica en un principio rechazó acudir a la cita y, aunque finalmente lo hizo, no sirvió de mucho. Tendrán que volver a reunirse.

El origen de la disputa reside en un fallo de producción en las vacunas de la planta de Bélgica. Astrazeneca comunicó que se veía obligada a reducir el número de dosis previstas, una noticia que no gustó a Bruselas, que exigió a la farmacéutica que le entregara sueros de sus fábricas del Reino Unido, algo a lo que la empresa se negó puesto que el Gobierno de Boris Johnson hizo la reserva tres meses antes.

“Lamentamos la continua falta de claridad en el cronograma de entrega y solicitamos un plan claro de Astrazeneca para la entrega rápida de la cantidad de vacunas que reservamos para el primer trimestre”, aseguró la jefa de salud de la UE, Stella Kyriakides, en su cuenta de Twitter tras el encuentro virtual con el consejero delegado de la firma, Pascal Soriot.

“Lamentamos la continua falta de claridad en el cronograma de entrega y solicitamos un plan claro de Astrazeneca para la entrega rápida”

Stella Kyriakides

Esta tensión ha incrementado el enfado en los estados miembros, según informaron a Bloomberg fuentes cercanas al asunto. Un funcionario de la UE aseguró que, pese a que el bloque comunitario no quería entrar en una escalada de tensiones, “todavía se necesitaba mucho trabajo para salir de este estancamiento” entre las dos entidades. No obstante, Kyriakides subrayó que el tono de la reunión había sido “constructivo”.

¿Qué acordaron la UE y Astrazeneca?

Una enfermera prepara una dosis de la vacuna de Pfizer-Moderna contra la Covid-19 en el centro de atención primaria Montenegre de Barcelona, el 5 de enero de 2021 | EFE/EF/Archivo
Una enfermera prepara una dosis de la vacuna de Pfizer-Moderna contra la Covid-19 en el centro de atención primaria Montenegre de Barcelona, el 5 de enero de 2021 | EFE/EF/Archivo

La prensa internacional se hizo eco este miércoles de unas declaraciones de Pascal Soriot que no pasaron desapercibidas. “No nos comprometimos con la UE, dijimos que haríamos nuestro mejor esfuerzo, lo intentaremos, pero no podemos comprometernos contractualmente porque Europa está tres meses por detrás de Reino Unido”, señaló en una entrevista en La Repubblica y en otros periódicos.

Sin embargo, la CE firmó el año pasado un acuerdo de compra anticipada de hasta 400 millones de dosis de su vacuna contra el coronavirus. “Las obligaciones contractuales deben cumplirse, las vacunas deben entregarse a los ciudadanos de la UE”, insistió Kyrikydes en la red social.

Sin embargo, se espera que la reducción sea de un 25% en el primer trimestres, según apuntaron fuentes comunitarias a Efe, que añadieron que Bruselas ha invertido 336 millones de euros en la vacuna de AstraZeneca, aunque todavía no se ha pagado el 100% de la cantidad.

Polémica con el Reino Unido

El Reino Unido, primer país en autorizar la vacuna contra el coronavirus./ EFE

En una rueda de prensa previa al encuentro, Kyrikydes quiso responder a las declaraciones de Soriot sobre la preferencia que Astrazeneca da al Reino Unido.

“En nuestro contrato no se especifica que ningún país o el Reino Unido tenga prioridad porque firmó antes”, subrayó la comisaria en declaraciones recogidas por Efe. “El principio de que quien primero llega, primero se lo queda puede servir para la carnicería de barrio, pero no en un contrato”, añadió.

“En nuestro contrato no se especifica que ningún país o el Reino Unido tenga prioridad porque firmó antes”

La dirigente europea explicó que el contrato con el laboratorio contiene unas cláusulas de “riesgo de producción”, según las cuales la compañía debía haber producido una cierta cantidad de vacunas para distribuirlas en cuanto recibiera la autorización para poderlas comercializar en la UE.

Y aclaró que el acuerdo no contiene ningún tipo de jerarquía entre las cuatro plantas de producción que Astrazeneca tiene en Europa -dos en el Reino Unido, una en Bélgica y otra en Países Bajos- por lo que si una de ellas no rinde según lo esperado, la compañía debe enviar dosis desde las otras tres.

Tensión entre los Estados miembros

A la espera de que esta misma semana la Agencia Europea del Medicamento (EMA) anuncie si autoriza el remedio de Astrazeneca contra la covid, la tensión entre la farmacéutica y los Estados miembros aumenta.

Italia ya amenazó con emprender acciones legales contra la farmacéutica, una opción que incluso se plantea llevar a cabo la UE de forma conjunta.Y Alemania, según informó Financial Times, ha presionado a Bruselas para que otorgue a los Veintisiete el poder de bloquear la exportación de vacunas contra el coronavirus producidas en la UE a medida que aumentan las tensiones por la escasez de suministro, lo que podría generar todavía más polémica y enfrentamiento con otros países.

Este enfrentamiento podría significar más retrasos en la lenta campaña de vacunación del bloque comunitario. Astrazeneca puede verse involucrada en una disputa política con 27 gobiernos que enfrentar una tercera ola de coronavirus con nuevas cepas que hacen peligrar el fin de la pandemia de coronavirus.

Suscríbase a nuestro canal de Telegram para conocer la última hora sobre la pandemia del coronavirus en España, Europa y el mundo.