El consejero delegado de Samsung, en una imagen de archivo. Fotografía: Samsung
stop

Galaxy Fold, el nuevo móvil plegable de Samsung, sufre un alud de críticas antes de su salida a la venta por presuntos fallos de pantalla y funcionamiento

Alessandro Solís

Economía Digital

El consejero delegado de Samsung, en una imagen de archivo. Fotografía: Samsung

Barcelona, 19 de abril de 2019 (19:58 CET)

Adaptarse antes que la mayoría a las nuevas tecnologías puede tener más desventajas que virtudes. Que lo digan, si no, algunos de los primeros usuarios del Galaxy Fold, el móvil plegable de Samsung que se pone oficialmente a la venta en mayo y que ya empieza a mostrar terribles problemas de funcionamiento, desatando una crisis de marketing para la firma surcoreana.

Samsung anunció su primer plegable en 2018 y terminó de dar todos los detalles en febrero, pocas horas antes del Mobile World Congress de Barcelona. La tecnológica china Huawei también presentó su smartphone flexible, el Mate X, que saldrá a la venta a mediados de añoXiaomi es otro fabricante que ya prepara un teléfono con pantalla que se dobla.

Pero el Galaxy Fold, siendo el debutante de la categoría, ya está haciendo a Samsung pasar por un vía crucis solo comparable con la crisis de los móviles explosivos, en la época del Galaxy Note 7. Y es que varios expertos que probaron el nuevo móvil antes de escribir reseñas en medios como Bloomberg y CNBC dicen que encontraron daños inmediatos.

El periodista de tecnología de Bloomberg, Mark Gurman, informó de que su Galaxy Fold mostró un pequeño rasgón en el eje y que la pantalla interna dejó de funcionar rápidamente. CNBC afirmó que el smartphone plegable se rompió después de dos días de uso normal, y The Verge aseguró que un bulto apareció en la bisagra sin motivo aparente.

Todos estos medios y periodistas recibieron el móvil antes de su lanzamiento en EE UU (el 26 de abril) para que hicieran sus críticas, y se desconoce cuántos de los Fold de muestra han presentado fallos similares. Samsung mantiene su fecha de salida a la venta (3 de mayo en España) pese a las críticas. El Galaxy Fold tendrá un importe de casi 2.000 euros.

Samsung investigará los problemas del Galaxy Fold

Algunos periodistas han asegurado que uno de los lados de la pantalla de su móvil plegable de Samsung dejó de funcionar después de solo un día de uso, y otros afirman que el smartphone dejó de funcionar del todo en muy poco tiempo. Samsung Electronics dijo que investigará los posibles problemas de los teléfonos, informó The New York Times.

La tecnológica surcoreana alega que la pantalla principal del móvil tiene una capa superior diseñada para protegerla contra rasguños y que quitar esta capa o agregar adhesivos a la pantalla principal puede causar daños. Algunos de los expertos que analizaron el smartphone confirmaron que quitaron esa capa, pero otros no la quitaron e igual tuvieron problemas.

Ahora, los críticos dicen que Samsung debería postergar el lanzamiento del Galaxy Fold hasta que estos problemas estén bajo control. No solo medios especializados de gran reputación respaldan la reprobación del móvil, que no es lo que se dice asequible, sino que las redes sociales han reaccionado en masa, elevando la presión contra la compañía.

El Galaxy Fold cambia de forma gracias a su pantalla flexible, que puede pasar de 4,3 a 7,3 pulgadas tras desdoblarse. Hace unas semanas, Samsung reconoció que auque el móvil puede soportar hasta 200.000 pliegues, las arrugas serán inevitables. Pero de arrugas a daños irreparables en la pantalla o en el funcionamiento del teléfono hay un largo trecho.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad