GSMA compromete 2,5 millones para que los alumnos catalanes puedan desarrollar aplicaciones para el móvil

stop

Más de 6.000 estudiantes de 16 años participan en la primera edición del programa

20 de enero de 2014 (12:44 CET)

Las clases de informática de 4 de ESO han pasado de ser una asignatura optativa en la que se enseñaba a usar algunas herramientas de Photoshop a aprender a desarrollar una aplicación para cualquier dispositivo móvil. Tras el cambio de temario está la todopoderosa patronal del móvil, la GSMA, la misma organización que impulsa el congreso del sector en Barcelona, el Mobile World Congress (MWC). Ha comprometido 2,5 millones de euros para que los alumnos catalanes disfruten de esta oportunidad hasta 2018, último año en que la ciudad será la capital mundial del móvil.

Un total de 196 centros de secundaria de Catalunya participan en la primera edición del programa mSchools. Es decir, 5.965 alumnos de 154 escuelas públicas y 23 concertadas. Trabajan en grupo y usan un programa libre para desarrollar su idea, el Apps Inventor de Google. Al final de curso, podrán ver cómo funciona el trabajo que han realizado en su propio dispositivo. Eso sí, siempre que funcione con el sistema operativo Android.

Mentores

Además del salto curricular que supone, los participantes cuentan con el apoyo de grandes profesionales del sector. Se han comprometido en ser mentores del proyecto los trabajadores de empresas como A Crowd of Monsters, King.com (los impulsores de Candy Crush Saga), Softonic o Social Ponint, entre otros.

La capital del móvil (Mobile World Capital) incluso ha diseñado un portal en el que los estudiantes podrán hacer preguntas a los mentores. “Es como un gran portal de citas”, asegura el mEducations manager de GSMA, Pere Torrents. Y es que no será un foro para contestar cuestiones, las dudas se resolverán a través de vídeoconferencias con los expertos. Así, se fomenta una mayor relación entre ambos.

Propiedad intelectual

La Generalitat de Catalunya participa en el proyecto a través de los departamentos de Ensenyament y Empresa i Ocupació. Ha integrado el programa en el currículo escolar, algo inaudito en toda Europa hasta la fecha; ha formado a 250 profesores de tecnología y ha integrado nociones básicas de emprendedoría en las aulas.

Eso sí, los responsables públicos reiteran que el objetivo no es comercializar ninguna aplicación y que la propiedad intelectual de todos los trabajos es de los alumnos.
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad