Fotografía: Charles Deluvio, Unsplash

Inteligencia artificial para insertar a los espectadores en vídeos porno

stop

Una de las productoras más importantes de cine para adultos quiere crear vídeos porno personalizados con las caras de sus clientes

Madrid, 28 de agosto de 2018 (07:45 CET)

La pornografía y las nuevas tecnologías siempre han ido de la mano, y con la inteligencia artificial no iba a ser diferente. Cuando hace un año aparecieron en internet los primeros “deepfakes” personas famosas de todo el mundo temieron que se usasen sus fotografías y vídeos públicos para insertarlos en películas para adultos. Ahora hay una empresa que quiere hacer lo mismo pero con desconocidos.

Una de las productoras de cine para adultos más grande del mundo, Naughty America, ha lanzado esta semana un servicio que permite a cualquier persona insertar su cara en escenas de un vídeo para usando la misma tecnología de los “deepfakes”.

Con los “deepfakes” personalizados una persona puede cumplir (digitalmente) su fantasía de aparecer una película para adultos.

Esta técnica usa inteligencia artificial para integrar una cara de una persona en la de otra de un vídeo, incluyendo gestos y muecas que hace el actor de la película. Los resultados están lejos de ser perfectos, pero tienen la calidad suficiente para la pornografía de internet.

Por ahora sólo ofrecen dos opciones de personalización, una es cambiar el rostro del actor o la actriz, o modificar el fondo del vídeo para, por ejemplo, poner a una estrella del porno en tu casa.

Naughty America ha encatrado una forma rentable de usar una tecnología que infringe potencialmente su propiedad intelectual a su favor. Con los “deepfakes” personalizados una persona puede cumplir (digitalmente) su fantasía de aparecer una película para adultos.

Las primeras pruebas que la productora ha publicado (enlace totalmente no apto para abrir en horario de trabajo) muestran dos ejemplos de vídeos, uno en 360º, que se está convirtiendo en un género de bastante interés, y un vídeo tradicional donde se le cambia el rostro a una actriz.

“Vemos en la personalización el futuro del porno”, comenta Andreas Hronopoulos, CEO de la productora en declaraciones a Variety. El mundo de la pornografía no lo había tenido tan fácil encontrar espectadores, pero con tantos sitios que ofrecen sus vídeos gratuitamente estas empresas necesitan buscar nuevas formas de monetización para las producciones.

Una amenaza debido al “porno por venganza”

Los “deepfakes” ya afectaban a los actores y personajes famosos porque podían ver sus caras en vídeos pornográficos cuando ellos nunca darían su permiso para usar su imagen de esta forma. Aunque se llevan modificando fotografías con contenido sexual y caras de famosas desde los inicios de internet, esta tecnología afectará a muchas más personas.

Naughty America no ha comentado como resolverá el importante problema de verificación de identidad con sus propios “deepfakes”. Esta técnica podría usarse potencialmente en el conocido como “porno por venganza”, creando vídeos eróticos con rostros de personas normales y usándolos después para realizar chantajes o difamaciones por redes sociales.

El cliente que quiera crear uno de estos vídeos sólo debe entregar una serie de fotos y vídeos de la cara de la persona con varios gestos y muecas.

Como parte de este futuro donde el negocio de estas productoras de cine para adultos es la personalización ya están pensando en llevar estos vídeos a otro nivel, como el que las actrices y actores puedan decir tu nombre o frases personalizadas.

Para Hronopoulos este servicio es simplemente edición de vídeo. Que lo haga automáticamente un ordenador no es más que una mejora de un servicio que podría empezar a generar más problemas de los que resuelve.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad