Fotografía: Motorola Scriptor LX2 (cc) Hades2k en Flickr

Japón pone fin al servicio de buscapersonas

stop

Unas 1.500 personas todavía usan en Japón el sistema de buscapersonas. En España las operadoras dejaron de prestar el servicio en 2012

Madrid, 05 de diciembre de 2018 (09:37 CET)

Japón, una de las mecas de la tecnología, dice adiós al sistema de avisos mediante mensajes en “buscas” o “beepers” tras casi cinco décadas de uso. Será en septiembre de 2019 cuando la última operadora local apagará los servidores que distribuyen los mensajes, dejando sin servicio a muchos usuarios.

Tokyo Telemessage es la última operadora japonesa que seguía ofreciendo mensajes a “buscas” en Japón. La empresa ha decidido eliminar el servicio porque los suscriptores que siguen usando el sistema no compensan el gasto que genera.

Según la operadora, unas 1.500 personas siguen usando el servicio en Tokio y localidades cercanas.

Tokyo Telemessage dejó de fabricar buscas hace dos décadas, pero mantuvo el servicio para miles de clientes que han ido abandonando el servicio poco a poco.

Japón alcanzó en 1996 su número máximo de usuarios de “buscas” o “poke-beru” como lo llaman en el país asiático. Al final de la década de los 90 el país contaba con más de 10 millones de unidades en uso. Fue el sistema de alerta más usado durante años antes de la llegada de los teléfonos móviles con función de mensajes SMS.

Japón es conocida por crear tecnología punta, pero es un país que también tiene un gran apego por la “retrotecnología”. Por ejemplo, es uno de los países que más usa el servicio de fax o las casetes de audio, prácticamente inexistentes ya en el resto del mundo.

1996: España se llena de “beepers”

No hace tanto que este tipo de servicios se seguía usando en otros países. En España las operadoras dejaron de dar servicios para buscapersonas en 2012, solo hace seis años.

La tecnología usada por los “buscas” es similar a la que se usa para transmitir ciertos datos mediante radiofrecuencias. Usaba unas frecuencias muy altas exclusivas para transmitir los pocos caracteres que permitía mandar.

Pese a que su uso estaba pensado para el mundo empresarial, en España fue Coca-Cola quien los puso de moda con una promoción en 1996, gracias a un acuerdo con la operadora Mensatel y Motorola, que puso en circulación miles de estos aparatos.

Hospitales, último reducto del “busca”

Un recurso muy usado en series y películas es bastante fiel a la realidad. En Estados Unidos el uso de los “buscas” es bastante extendido gracias a su facilidad de uso y cobertura casi sin fallos.

Según el diario Boston Globe el 85% de los hospitales de Estados Unidos sigue usando un sistema de “buscas” para avisar a enfermería y equipo médico de alertas.

El motivo por el que mantener un sistema tan arcaico es que funciona perfectamente en lugares donde, por ejemplo, no hay cobertura al estar en zonas remotas o tener habitaciones especialmente reforzadas para evitar que la radiación afecte otras áreas, como en salas de rayos X.

El uso de los “buscas” en hospitales se sigue manteniendo de forma básica. La centralita envía un código numérico a la persona del equipo médico y este reconoce qué significa el código, ya sea por una consulta concreta o que se le requiere en un área del hospital.

Hemeroteca

Telecomunicaciones
Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad