The Get Down es una de las producciones más caras de la historia de Netflix. También uno de sus últimos fracasos: sólo ha durado una temporada. Netflix

Las cinco series de Netflix más caras de su historia

stop

Entre las cinco series más caras de la historia de Netflix figuran producciones como The Crown o Marco Polo. También los derechos un clásico de los 90

Economía Digital

The Get Down es una de las producciones más caras de la historia de Netflix. También uno de sus últimos fracasos: sólo ha durado una temporada. Netflix

Barcelona, 13 de julio de 2017 (16:45 CET)

Netflix es con toda seguridad el principal caso de éxito de la nueva industria audiovisual ligada a Internet. Con decenas de millones de usuarios en todo el mundo, la compañía dirigida por Reed Hastings está valorada en el entorno de los 70.000 millones de dólares, muy por encima de buena parte de los gigantes tradicionales del sector. Sus millonarios ingresos le permiten además invertir grandes cantidades de dinero tanto en producciones propias como en los derechos de series y películas de terceros. Aquí las cinco primeras, según los datos recopilados por Screenrant.com:

The Crown

Este drama sobre las rivalidades políticas y romances durante el reinado de Isabel II es el mayor show producido por Netflix en su historia. Al menos en términos económicos: 130 millones de dólares. Se desconoce, eso sí, si esta cifra incluye por ejemplo la grabación de las próximas temporadas. En España ya se ha podido disfrutar de la primera.

The Get Down

El último gran fiasco de Netflix costó literalmente una millonada. The Get Down, serie sobre la escena musical de Nueva York en los 70 y la explosión del mundo del hip-hop, fue cancelada en mayo pasado mientras se emitía la segunda parte de su primera temporada. La factura para la multinacional estadounidense podría superar los 120 millones de dólares.

Friends

Por supuesto, la gran sitcom de los 90 no es una producción propia --en aquel momento Netflix todavía daba sus primeros pasos, enviando películas por correo postal a sus suscriptores. Pero la firma con sede en Los Gatos, California (EEUU), desembolsó una cantidad inédita hasta el momento por Friends, uno de los grandes clásicos de la televisión de finales del siglo XX. En total, 118 millones de dólares.

Sense 8

Los creadores de Matrix están detrás de una de las series más innovadoras producidas por Netflix. Sense8 es además otro de esos grandes fracasos recientes de la compañía. Tras dos temporadas, hace escasas semanas se anunció que no habría una tercera. Por cada una de ellas, Netflix pagó 108 millones de dólares.

Marco Polo

Otra gran producción de Netflix cancelada al cabo de dos temporadas. Marco Polo, que comenzó a emitirse en diciembre de 2014, estaba supuestamente llamada a hacer sombra a la popularísima Juego de Tronos, de la HBO. Para ello se invirtieron en torno a 90 millones por temporada.

Suscribir a boletines

Al suscribirte confirmas nuestra política de privacidad