Los sindicatos suspenden la huelga en Pilkington tras el acuerdo para la salida de 50 trabajadores

las trabajadoras y trabajadores de Pilkington convocaron una asamblea para explicar las clarificaciones hechas en el preacuerdo en vista de las peticiones recibidas a las secciones sindicales y ratificar la propuesta

Jornada de huelga en la planta de Sagunto de Pilkington CGT PILKINGTON

Jornada de huelga en la planta de Sagunto de Pilkington – CGT PILKINGTON

La revisión del acuerdo por parte de la asamblea de trabajadores de Pilkington NSG en Sagunto (Valencia) ha ratificado el acuerdo alcanzado entre los sindicatos y la dirección de la compañía para evitar despidos en la planta.

Desde las 6.00 horas se ha reiniciado ” la actividad laboral según el calendario de cada persona” apunta un comunicado del comité de trabajadores, donde explican que el documento aprobado es el mismo que el que fue rechazado el jueves 25 de noviembre.

“Ha cambiado algo en la redacción pero el contenido es el mismo. El cambio de postura se debe, aparte de que ha votado más gente, a que no había otra alternativa puesto que si se continuaba la huelga se paralizaba la planta de Seat y perdíamos un cliente muy importante para nosotros», explican las mismas fuentes del comité

Esto ha sucedido una vez concluida la asamblea del domingo por la tarde, donde se procedió al recuento de votos, que terminó con un porcentaje mayoritario a favor del preacuerdo.

La dirección de Pilkington NSG y los sindicatos (CCOO, UGT y CGT) alcanzaron un acuerdo para evitar despidos traumáticos en la planta y mantener la línea de laminado.

El preacuerdo se alcanzó este miércoles por la noche y contempla que no haya despidos traumáticos. Además, entre otros puntos, garantiza la continuidad de varios sectores importantes en la empresa, logrando así que se pase de las 116 salidas previstas inicialmente a reducirlas hasta las 50, mediante prejubilaciones y bajas incentivadas durante el próximo año.

Precisamente, el pasado martes hubo una concentración convocada por los sindicatos contra los cerca de 116 despidos en la fábrica a causa de un Expediente de Regulación de Empleo (ERE) con el que la empresa pretendía cerrar la línea de laminados.

El acuerdo es beneficioso para ambas partes

La plantilla se encontraba en huelga indefinida hasta, al menos, el 3 de diciembre para poner presión a la dirección de la empresa y lograr así que no hubiera tantos despidos, hecho que se ha logrado.