Bonig pide calma a los «satélites de Génova» ante la «prisa» por convocar el congreso regional del PPCV

"Veo a algunos, no Génova, sino los satélites de Génova, con demasiada prisa", ha aseverado la 'popular'

FOTO BONIG FICUS 270421 1200x675 1

«A veces, por correr tanto uno puede tener el peligro de tropezarse y caerse». Foto: PPCV.

Estas semanas se está viviendo cierta incertidumbre en el Partipo Popular de la Comunitat Valenciana (PPCV) por la continuidad o no de su presidenta, Isabel Bonig. Ella misma, la semana pasada no mostró preocupación antes su posible destitución y señaló que su relación con la dirección nacional del partido estaba «fantásticamente bien«.

Este lunes, la ‘popular’ ha pedido tranquilidad a los «satélites de Génova» porque los ve muy preocupados y con demasiada prisa para que se convoque el congreso regional del partido. «Yo hablo con Génova y a mí no me han dicho nada», ha recalcado, advirtiendo que «no por apretar más» se celebrará antes.

Hasta entonces, ha defendido que lo que a ella le «interesa» son problemas como el ERE de Ford Almussafes, la ampliación del puerto de València o la temporada de verano, así como si el ‘president’ de la Generalitat, Ximo Puig, va a exigir los 281 millones de la liquidación del IVA de 2017 tras la sentencia del Supremo a favor de Castilla y León, ya que «es mucho dinero» para una región infrafinanciada como la Comunitat.

Sin embargo, después ha asegurado: «Se va a convocar, esto es más largo que un día sin pan. Veo a algunos, no Génova, sino los satélites de Génova, con demasiada prisa», ha aseverado en Les Corts antes de la junta de síndics.

Pero ha garantizado que no hay por qué preocuparse porque el congreso «no es el espíritu santo ni una aparición» y se convocará «en tiempo y forma, con 48 horas, un orden del día prefijado que se distribuirá por los cauces legalmente establecidos en los estatutos e inmediatamente se comunicará».

«A veces, por correr tanto uno puede tener el peligro de tropezarse y caerse«, ha avisado, para zanjar que ella habla con Génova y no le han «dicho nada ni los satélites de dentro o de fuera» y que «uno tiene que estar en lo que tiene que estar».

La semana pasada, el líder del Partido Popular, Pablo Casado, evitó pronunciarse sobre si al final será Carlos Mazón quien sustituirá a Isabel Bonig, recalcando que «no hay ningún congreso convocado». El PP está inmerso en los congresos provinciales, que finalizarán este verano, y será a partir de entonces cuando se empezarán a celebrar los regionales.