Compromís apoya la enmienda de Podemos para destinar más dinero al personal de À Punt

El ente audiovisual sigue siendo uno de los grandes problemas del tripartito, que divide al partido gobernante con sus socios

92c16d2c047fb19bdbcc33d133f939f6a70f59ac

Compromís ha apoyado finalmente la enmienda de Unides Podem a los presupuestos de la Generalitat para 2022 para reforzar con cinco millones de euros la partida de personal de À Punt. Sin embargo, esta propuesta no ha salido adelante porque tanto su socio de gobierno (PSPV) como la oposición han mantenido su negativa.

En el pleno de Les Corts, que vota durante toda la mañana los presupuestos y la ley de acompañamiento, sí se aprobará previsiblemente la enmienda conjunta de PSPV y Compromís que propone destinar 12 millones al sector audiovisual valenciano para contenidos de nueva creación en la radiotelevisión pública.

UP ha venido dejando claro que se sumará a esta iniciativa, al considerar que es compatible con su enmienda inicial en la que pedía reforzar con 17 millones el presupuesto de la corporación.

Con todo, a su juicio era necesario reforzar la dotación dedicada a la plantilla para así cumplir con la ley de creación de À Punt que establece que los presupuestos de la Generalitat deben destinar como mínimo un 0,3% al ente.

Finalmente, Unides Podem-Esquerra Unida ha recabado el apoyo de Compromís, grupo que en las últimas semanas no ha apoyado la enmienda en solitario durante el debate de los presupuestos en comisión.

La enmienda para A Punt se atasca cada vez más

En cambio, los tres socios sí llegaron a un acuerdo para que la Generalitat asuma el pago que tendría que realizar la radiotelevisión valenciana por el IVA a raíz del cambio de criterio de la Agencia Tributaria.

La Corporación Pública Valenciana se ha convertido en el principal escollo de acuerdo en el segunda legislatura del Botánic, tras haber concretado finalmente un acuerdo con la ‘tasa turística’.

Los tres partido de izquierdas que conforman el gobierno regional sigue sin encontrar la fórmula que les termine permitiendo una mejora sustancial en la sociedad audiovisual que refundaron durante la primera legislatura, con Compromís uniendo fuerzas con UP para presionar al PSPV de que también sea más ‘PV’ y menos ‘PS’ en este tipo de situaciones.

Con ello, Á Punt sigue sin rumbo fijo a finales de 2021 por la falta de acuerdos entre quienes no encuentran la manera de usar el dinero público adecuadamente para hacer funcionar un ente público que sigue sin arrancar.